Los aliados de Japón

Grupos de Ejércitos, Ejércitos, Cuerpos de Ejércitos, Divisiones, Brigadas, Regimientos…Cuerpos especiales, órdenes de batalla

Moderadores: José Luis, PatricioDelfosse

Avatar de Usuario
Kurt_Steiner
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 10542
Registrado: Mié Jun 15, 2005 11:32 pm
Ubicación: Barcelona, Catalunya

Re: Los aliados de Japón

Mensaje por Kurt_Steiner » Mar Feb 13, 2024 7:33 pm

MALASIA, 1942-1945
La colonia británica de Malaya se dividió en varios estados gobernados en nombre del gobierno por los sultanes locales, y los asentamientos que, junto con Singapur, estaban bajo control británico. Cuando Malaya fue ocupada por los japoneses, la administración militar del 25º Ejército lo dividió en 11 estados. A los sultanes se les permitió mantener poderes limitados, y la religión islámica de la población malaya fue respetada por los ocupantes. Malaya pasó a llamarse “Malai” y Singapur "Syonan."

A Malaya nunca se le iba a ofrecer la falsa independencia que fue proclamada en Birmania, Filipinas y más tarde en Indonesia. La ocupación comenzó con la masacre de miles de personas, en su mayoría residentes chinos que, como en otros lugares, eran considerados una amenaza para el dominio japonés. Luego, los japoneses comenzaron a buscar formas de utilizar a los malayos en una función policial. La fuerza policial colonial británica anterior a 1942 incluía malayos, chinos, y sikhs, punjabis y tamiles indios expatriados; esto se mantuvo en gran medida en vigor después de la ocupación japonesa, aunque el personal chino fue purgado. La policía recibió más formación y algunos fueron equipados con rifles Lee-Enfield en noviembre de 1942.

Gunpo
A partir de mayo de 1943, los japoneses crearon su propia organización tipo Hei-Ho de voluntarios de entre 17 y 26 años. Aunque se suponía que todas las razas eran elegibles para el servicio en este Gunpo, en realidad estaba compuesto casi en su totalidad por malayos. Descrito como un cuerpo de trabajadores uniformados, realizaban tareas manuales en campos japoneses y se alojaban junto a las tropas del IJA. La aceptación inicial fue decepcionante, y los japoneses se vieron obligados a extender el plazo de alistamiento varias veces. A los voluntarios se les ofrecieron sobornos para que se unieran, que incluso incluían ofertas de novias japonesas cuando Japón ganara la guerra. (¡Las colegialas japonesas se vieron obligadas a escribir cartas a los voluntarios de Gunpo como parte del esfuerzo de guerra!).

Al alcanzar una fuerza de 8.000, el Gunpo recibió algo de entrenamiento militar básico e incluso cañones Bofors AA de 40 mm y obuses de 4,5 pulgadas. Aquellos que sabían conducir fueron asignados a unidades de transporte, mientras otros cargaban y descargaban los camiones de suministro. El personal recibió uniformes, paga y alojamiento. Al principio, las únicas armas entregadas al Gunpo fueron unos pocos rifles y escopetas de caza confiscados. Posteriormente recibieron algunos rifles Lee-Enfield, pero luego fueron retirados y reemplazados por lanzas de bambú. La falta de confianza de Japón en el Gunpo quedó demostrada por el hecho que incluso las lanzas fueron posteriormente confiscadas y reemplazadas por largas duelas de madera. Hacia el final de la guerra, algunos Gunpo fueron rearmado a regañadientes por los japoneses y enviados contra guerrillas en operaciones mixtas japonesas/malayas. Algunos chinos se mostraron reacios a unirse y se limitaron a realizar ejercicios básicos y nunca estuvieron armados.

Giyugun y Giyutai
Por el contrario, el Giyugun (“Ejército de Voluntarios”) creado en diciembre de 1943 con voluntarios entre 16 y 30 años, fue considerado por los japoneses como una fuerza militar. En abril de 1944, tenía una fuerza de 2.000, que estaban armados con Rifles Lee-Enfield y ametralladoras ligera Lewis; algunos oficiales recibieron alfanjes klewang ex-KNIL. Mantenidos juntos como una sola unidad, estaban estacionados en Johore Barú y fueron entrenados por instructores militares japoneses. Su papel inicial fue luchar junto al ejército nipón contra los guerrilleros comunistas y nacionalistas. El comportamiento del Giyugun en la mayoría de las operaciones antiguerrillas fueron consideradas por los japoneses como poco entusiastas y se sospechaba que pasaban armas y municiones a las guerrillas comunistas, principalmente chinas, del Ejército Antijaponés del Pueblo Malayo. En un intento de atraer personal más fiable, los japoneses dieron a un popular nacionalista malayo, Ibrahim Yaacob, el rango de teniente coronel en la fuerza, y se ofreció destinos de oficial a profesores, abogados y médicos malayos, pero hubo poca respuesta. Al final de la guerra, a mediados de agosto de 1945, el Giyugun se disolvió y varios cientos de sus voluntarios fueron se ofrecieron al MPAJA (que pronto dio origen al Movimiento Anti-Británico del Pueblo Malayo).

El Giyutai (“Cuerpo de Voluntarios”) era una fuerza paramilitar de 5.000 efectivos cuyas responsabilidades estaban en algún lugar entre las del Gunpo y Giyugun. Su función principal era el mantenimiento de la ley y el orden, y fue reclutado y estacionado localmente en pequeñas unidades. Los voluntarios Giyutai realizaron tareas de guardia y otras funciones auxiliares, algunos estaban armados con rifles británicos capturados. Sus voluntarios también fueron enviados a realizar tareas de defensa costera, incluida la preparación de defensas y tripular armas AA.

Otras organizaciones paramilitares malayas
Uno de ellos fue el “Cuerpo de Protección Ferroviaria de Perak”, organizado en diciembre de 1943, que se montaba en bicicletas. Su función, evidentemente, era la de patrullar los ferrocarriles que atraviesan el estado de Perak y para evitar sabotajes.

El Jikeidan (“Cuerpo de Vigilancia”), organizado en septiembre de 1942, era básicamente una guardia local desarmada cuyo papel principal era espiar a sus vecinos. En el estado de Penang, el Jikeidan tenía 1.730 efectivos en octubre de 1943, que aumentó a 23.000 en febrero de 1944. La popularidad del Giyugun y del Giyutai también condujeron a la formación de una “Cuerpo Auxiliar Femenino Malayo” a finales de 1944.

Avatar de Usuario
Kurt_Steiner
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 10542
Registrado: Mié Jun 15, 2005 11:32 pm
Ubicación: Barcelona, Catalunya

Re: Los aliados de Japón

Mensaje por Kurt_Steiner » Sab Feb 24, 2024 3:22 pm

FILIPINAS, 1942-1945
Las Filipinas habíam estado bajo el control y la influencia de Estados Unidos desde la derrota delgobierno colonial español en 1898 – un control al que se había resistido activamente hasta 1903. Cuando estalló la Segunda Guerra Mundial, Filipinas llevaba siete años en una alianza acordada por Estados Unidos, con una transición de diez años a la independencia, prevista para 1944. Como en el caso del Ejército Nacional Indio, algunos líderes filipinos que cooperaron con los japoneses en diversos grados se consideran hoy como partidarios legítimos de la causa independentista. Esencialmente la política local basada en clases añadió un matiz adicional a la situación; bajo el gobierno de antes de la guerra, a muchos filipinos comunes y corrientes les había molestado el gobierno de una elite terrateniente y funcionarios de alto rango, apoyados por los paramilitares de la Policía de Filipinas.

Cuando los japoneses tomaron el control a principios de 1942, descubrieron que algunos políticos estaban perfectamente dispuestos a cooperar, en gran medida para proteger sus intereses y también por la causa de la independencia. José Laurel fue elegido presidente del gobierno “independiente” establecido por los japoneses, y esta llamada “Segunda República de Filipinas” fue debidamente inaugurada en la capital, Manila, el 14 de octubre de 1943. Laurel reunió a su alrededor a políticos con ideas afines de varios partidos básicamente de derecha, como el Ganap y el Sakdalista, ambos fundados por Benigno Ramos. Los japoneses también encontraron a varios veteranos de la "Primera República de Filipinas" que habían resistido la ocupación estadounidense en 1898-1903, que estaban dispuestos a unirse a ellos. El más destacado de estos veteranos antiestadounidenses fue el ex general Artemio Ricarte, el único líder guerrillero que se negó a prestar un juramento de lealtad a los EEUU en 1903. Ricarte, de 77 años, regresó en avión a Filipinas desde su exilio en Japón, y se convirtió en un ferviente partidario de los japoneses.

Por el contrario, a partir de la primavera de 1942 varios grupos grupos guerrilleros antijaponeses comenzaron a surgir por todo el archipiélago. Se pusieron pronto en contacto con los Estados Unidos, lo que lleva a la provisión de agentes de enlace y armas. En total se formaron unos 277 diversos grupos que sumaban más de 260.000 personas y que fueron reconocidos por sus contribuciones a la resistencia.

Policía de Filipinas
Esta fuerza paramilitar había vigilado la Filipinas desde su creación por parte de las autoridades de ocupación de EEUU en 1901 para luchar contra los guerrilleros filipinos. A gran parte de la población no le gustaba esta fuerza y, durante los siguientes 40 año, se ganó una reputación de corrupción y de imponer la supremacía de la élite filipina. La PC fue militarizada durante la década de 1930, y en 1941-42 se formaron brevemente cuatro regimientos, que se rindieron con las tropas estadounidenses en Bataan en abril de 1942. Cuando los japoneses ocuparon las Filipinas, rápidamente reclutaron miembros de la policía que estaban dispuestos a unirse a la nueva etapa de esta fuerza. El ex comandante, el general de división Guillermo Francisco, fue restaurado en su puesto para dirigir esta “Oficina de la Policía”, siendo reemplazado en agosto de 1944 por otro comandante de antes de la guerra, el respetado general de división Paulino Santos.

Bajo control japonés, la policía rara vez logró algún éxitos contra las crecientes fuerzas guerrilleras antijaponesas y, a menudo, les entregaron sus rifles. A pesar de ello, en noviembre de 1943, los apurados japoneses instaron al presidente Laurel a iniciar una campaña de reclutamiento. que elevar los efectivos policiales a 40.000 hombres. Ellos planearon abrir escuelas de formación regionales y ofreció ascensos automáticas a ex oficiales de la policía anterior a 1942.

Shin'etai
Esta “Guardia de Honor” de 250 efectivos se formó para proteger al presidente Laurel. Reclutada principalmente entre las familias de los políticos del régimen, se le dio un uniforme elegante y fue armado con revólveres Smith & Wesson, fusiles M1903 Springfield y rifles automáticos Browning.

Avatar de Usuario
Kurt_Steiner
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 10542
Registrado: Mié Jun 15, 2005 11:32 pm
Ubicación: Barcelona, Catalunya

Re: Los aliados de Japón

Mensaje por Kurt_Steiner » Sab Mar 09, 2024 3:45 pm

Yoin
Muchos filipinos, principalmente miembros de los partidos políticos Ganap y Ricartista, se ofrecieron como voluntarios para trabajar como trabajadores para el Ejército japonés, desempeñando las mismas funciones que el Hei-Ho en Indonesia. Conocido como el Yoin por la IJA o el “Japón Unido” por los filipinos, a partir de 1942 estos auxiliares construyeron carreteras, condujeron camiones, cargaron suministros en los muelles y llevaron a cabo otros trabajos para ayudar al esfuerzo de guerra japonés. De unos 32.000 yoins, los 3.000 más fiables recibieron entrenamiento militar y educación política por parte de los japoneses desde enero de 1943. Algunos hombres fueron asignados a tareas de guardia armados con rifles Springfield M1903 o escopetas Winchester, pero éstas debían entregarse al final de su turnos. En enero de 1945, aquellos Yoin que fueron considerados más fiables fueron enviados a unirse a los Makapili, presumiblemente tomando sus rifles con ellos.

Del 21 al 23 de septiembre de 1944, el gobierno del presidente Laurel impuso la ley marcial y declaró la guerra a Estados Unidos y a Gran Bretaña. El prometido regreso del general MacArthur a Filipinas a la cabeza de las fuerzas estadounidenses comenzó el 20 de octubre de 1944 en la isla de Leyte. La resistencia de la 16ª División japonesa fue tan decidida que los desembarcos en Luzón tuvieron que posponerse hasta el 9 de enero de 1945. A partir de entonces el 14º Ejército de Área del general Yamashita llevó a cabo una tenaz defensa; los intensos combates, especialmente en Manila, duraron hasta marzo. 3, y los combates continuaron en las montañas hasta el final de la guerra. Durante este último período de la ocupación se crearon una serie de nuevos grupos projaponeses .

“Ejército de Paz”
Creado por el veterano revolucionario Artemio Ricarte en noviembre de 1944, el llamado “Ejército Voluntario por la Paz y el Orden” era un pequeño grupo armado formado por miembros de varios partidos políticos projaponeses. Los japoneses entregaron a unos 100 miembros uniformes de color caqui claro y rifles Enfield P-17. La única insignia era un brazalete blanco. estarcido con las letras "PA" en la manga izquierda.

Makapili
Este era el título popular del Makabayang Katipunan ng mga Pilipino (“Liga Patriótica de Filipinos”) organizada el 10 de noviembre de 1944 por Benigno Ramos y general Ricarte (Para disgusto de la presidenta Laurel, los Makapili demostraron ser leales ante todo a los japoneses en lugar de a su gobierno, por lo que para salvar las apariencias se le otorgó el título puramente honorífico de “Máximo Consejero Supremo de los Makapili”). Los japoneses pretendían que el Makapili actuara como un “todo” para cualquier filipino dispuesto a servirles, al principio como guardias de las instalaciones gubernamentales y japonesas, y luego lucharon activamente en la amarga campaña contra las guerrillas pro-estadounidenses. De unos 300 a 400 hombres iniciales en la zona de Manila, armados sólo con bayonetas y lanzas de bambú, los Makapili llegaron tener una fuerza de unos 5.000. Rápidamente recibieron 2.000 rifles y se les proporcionó más a medida que estuvieron disponibles. Como los Makapili eran los única fuerza títere en la que los japoneses realmente confiaban, se les dio prioridad para recibir armas, y a principios de 1945 la mayoría de los miembros ya tenían un revólver, rifle o escopeta.

En los últimos meses de la guerra, a los Makapili se les asignó el papel de lidiar con guerrillas antijaponesas y otros “elementos hostiles”. Se hicieron famosos por su crueldad y ejecutaron a un gran número de civiles. Mientras los japoneses se retiraban de Manila hacia las montañas, muchos de los Makapili, junto con sus familias, fueron con ellos, temiendo la represalia de los guerrilleros filipinos que apoyaban a Estados Unidos. Ante el avance del ejército, algunos murieron luchando antes que arriesgarse a ser capturados. Después de la guerra, cientos de personas fueron juzgadas por traición.

“Ejército Bisig”
En noviembre de 1944 se formó un nuevo grupo político formado por jóvenes de familias asociadas con partidos políticos de derecha anteriores a 1942. En enero de 1945, uno de los líderes ideológicos de los Makapili, Aurelio Alvero, utilizó esta “Asociación de Nuevos Líderes” para crear una fuerza de 500 hombres en una unidad militar conocida como Bisig-Bakal ng Tagala o “Ejército Bisig” (Bisig es un barrio en el distrito de Valenzuela de la gran Manila). Supuestamente cooperó con los japoneses durante la defensa de la capital en febrero de 1945.

Avatar de Usuario
Kurt_Steiner
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 10542
Registrado: Mié Jun 15, 2005 11:32 pm
Ubicación: Barcelona, Catalunya

Re: Los aliados de Japón

Mensaje por Kurt_Steiner » Jue Mar 21, 2024 11:47 am

Imagen
1944: General Artemio Ricarte (en primer plano a la izquierda) pasa revista a la Guardia de Honor creada para proteger al presidente José Laurel de la "Segunda República de Filipinas". Los guardias visten uniformes de color caqui claro y cinturones de tela estadounidenses capturados y armas también capturadas, entre ellas FAR Browning.
Men at Arms 532, pg 35

Imagen
Este recluta desfilando en el Instituto de Capacitación Tagaytay para futuros líderes de Filipinas del gobierno projaponés viste una camisa oscura y una gorra caqui pálido; está armado con un fusil Enfield P-17 con clips de repuesto en una bandolera de tela grande. El papel exacto del instituto es incierto, pero parece haber entrenado tanto a personal militar como civil.
Men at Arms 532, pg 36

Imagen
Jóvenes reclutas de la policía filipinas participan en una desfile en Manila en 1944. Han sido equipados con gorras de color caqui claro, camisas y pantalones cortos y zapatillas de lona. Como otras fuerzas colaboracionistas en Filipinas han sido armados con rifles estadounidenses capturados, en este caso los Springfield M1903.
Men at Arms 532, pg 36

Avatar de Usuario
Kurt_Steiner
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 10542
Registrado: Mié Jun 15, 2005 11:32 pm
Ubicación: Barcelona, Catalunya

Re: Los aliados de Japón

Mensaje por Kurt_Steiner » Sab Mar 30, 2024 11:31 am

OTRAS FUERZAS PROJAPONESAS
Borneo

La enorme pero escasamente poblada isla de Borneo estaba dividida entre una colonia británica en el noroeste y la mucho más grande zona central y regiones del sur gobernadas por los holandeses.. El territorio británicos estaba administrativamente dividido antes de 1942 en Sarawak, el reino de Brunei y Borneo del Norte.

Tras su invasión en 1942, en octubre de 1943 los japoneses levantaron un “Cuerpo de Voluntarios” del norte de Borneo llamado Kyodotai, con una fuerza de 1.280 hombres organizados en cinco compañías. Los voluntarios estaban destinados a realizar un curso de formación de dos años de duración, de formación básica para los primeros seis meses seguidos de 18 meses de instrucción con armas más pesadas y radios. Como ocurría a menudo en otros lugares, a los hombres también se les dio clases de japonés. Los voluntarios fueron reclutados exclusivamente de la población indígena, y a ningún chino expatriado se le permite unirse. Otra fuerza paramilitar levantada en el norte de Borneo en 1943 fue el Jikeidan o “Cuerpo de Vigilancia Auxiliar”, para tomar precauciones contra ataques aéreos.

Nueva Guinea
La vasta y subdesarrollada isla de Nueva Guinea, caracterizada por montañas selváticas sin caminos, se dividió antes de 1942, en el oeste, que era una provincia de las Indias Orientales Neerlandesas, y la parte oriental, administrada por Australia. En la Nueva Guinea Holandesa, los miembros de los pueblos tribales guerreros del interior que eran considerados “amigos de Japón” eran reclutados desde los primeros meses de la ocupación japonesa. En 1942, una escuela, el Hirata Tai, fue creada para entrenarlos como policías armados, y desde diciembre de 1943 hubo un entrenamiento militar generalizado. De acuerdo a los informes, "miles" se ofrecieron como voluntarios para servir a Japón, y varias unidades nativas, conocidas como Sukarela, estaban armadoa con viejos fusiles holandeses Beaumont-Vitelli M1871/88. Además de las habituales tareas de guardia, algunos voluntarios debían traer a los aviadores aliados caídos (que se enfrentaban a una ejecución inmediata). Durante los principales combates contra Australia y más tarde contra EEUU en el este y centro de la isla en 1942-1945, los japoneses (como los aliados) reclutaron a lugareños para que actuaran como porteadores y organizaron a algunos en unidades armadas.

Islas del pacifico
Los diversos grupos de islas ocupadas del Pacífico vieron el reclutamiento de varias pequeñas unidades militares y paramilitares durante 1942-1945. Fueron organizadas en gran parte por la Armada Imperial japonesa. y la policía de seguridad, el Tokkei-Rai (equivalente al Kenpeitai del ejército imperial), o por civiles japoneses residentes en las islas. En la Micronesia ocupada se crearon unidades de Teishintai en varias islas, incluidas Ponape y Palau, así como la antigua isla estadounidense de Guam. En Palau, una pequeña compañía de Giyu Kirkoni-tai (Tropas de Choque Patrióticas) fue creada por un carismático oficial de inteligencia, el capitán Morikawa. Con un total de 80 hombres, recibió entrenamiento intensivo durante seis meses, pero armado sólo con lanzas de bambú Treinta de estos hombres fueron enviados a Nueva Guinea, donde la mitad de ellos murieron.

Imagen
Miembros de una pequeña unidad de la tribu Wa birmana tomando parte en el entrenamiento con un oficial japonés del ejército en 1943. El Wa del este de Birmania era sólo una de las tribus cuyas rivalidades explotaron los oficiales de inteligencia del ejército. Usando fusiles chinos capturados, el Wa fuer pagado para luchar contra montañeses birmanos probritánicos.
Men at Arms 532, pg 39

Avatar de Usuario
Kurt_Steiner
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 10542
Registrado: Mié Jun 15, 2005 11:32 pm
Ubicación: Barcelona, Catalunya

Re: Los aliados de Japón

Mensaje por Kurt_Steiner » Jue Abr 11, 2024 2:59 pm

IMPERIO DE VIETNAM, 1945
La Indochina francesa de preguerra estaba dividida en las colonias de Vietnam, Camboya y Laos, cada uno con su propia familia real dócil pero bajo control y administración francesa. En septiembre de 1940, un par de meses después de la derrota de Francia ante Alemania y la instalación del régimen colaboracionista de Vichy, los japoneses exigieron acceso al territorio y aeródromos de Indochina. La negativa del gobernador francés provocó una invasión inmediata de Tonkin (Vietnam del Norte) desde China, y después de dos días de lucha, los franceses se vieron obligados a aceptar la primera de muchas concesiones. Los 35.000 soldados japoneses que posteriormente ocuparon Indochina se apoderaron de las bases militares y aeródromos franceses, pero se dejó a la administración de Vichy oficialmente en control de sus fronteras y la seguridad interna. La guarnición de preguerra, formada por unidades coloniales, de la Legión Extranjera y e indígenas eran pequeñas y estaban armadas con equipo obsoleto y sin refuerzos ni reabastecimiento.

En su habitual juego de divide y vencerás, los japoneses (desde 1942, pero especialmente a partir de 1944, cuando comenzaron a temer posibles desembarcos aliados. en Cochinchina (Vietnam del Sur). alentaron a varios grupos nacionalistas y sectas religiosas. El más poderoso fue la secta Cao Dai,con 300.000 miembros, que estaba formando una milicia beligerante en la provincia de Tay Ninh. Los japoneses proporcionaron entrenamiento y un número limitado de rifles al Cao Dai, y también al más pequeño pero aún importante secta Hoa Hao de la provincia de Chau Doc. No ayudaron al Vietminh liderado por los comunistas, que desde 1942 había estado creando silenciosamente una red de inteligencia y un embrión de guerrilla en las colinas a lo largo de la frontera china en Tonkin (últimamente con ayuda del OSS americano a cambio de una promesa incumplida de enfrentarse a los japoneses).

Con la liberación de Francia por los aliados en 1944, el régimen de Vichy fue destruido y con él la capacidad de Japón para manipular la guarnición de Indochina. En marzo de 1945, los japoneses dieron un golpe relámpago, exigiendo la rendición de todas las fuerzas francesas. Los que se resistieron fueron masacrados sin piedad, y los supervivientes fueron desarmados y encarcelados. Los oficiales japoneses persuadieron al títere francés, el emperador Bao Dai, para formar un gobierno aparentemente independiente bajo su patrocinio. El efímero Imperio de Vietnam duró sólo de marzo a agosto de 1945. Fue apoyado teóricamente por el Cao Dai, Hoa Hao y otros grupos armados, pero su única fuerza militar regular era una fuerza civil formada con reclutas reacios de la Garde Indochinoise, una fuerza paramilitar indígena francesa anterior a 1945.

Japón también ofreció independencia nominal a las tradicionales monarquías de Camboya y Laos. Durante estos pocos meses los japoneses reconocieron que no podían confiar en ningún sistema local existente y se pusieron en marcha planes para crear tres unidades Giyugun de 1.000 hombres, una en Vietnam, otra en Camboya y otra en Laos. En el poco tiempo disponible se reclutaron voluntarios y se impartió entrenamiento pero se lograron pocos avances antes de que las bombas atómicas acabaran la guerra en agosto de 1945. (Muchas armas japonesas cayeron entonces en manos de varios insurgentes, y en Tonkin un número significativo de japoneses se unirían al Viet Minh como instructores).

Responder

Volver a “Formaciones de combate del Eje”

TEST