Blitzmädel.

Cuestiones generales relativas a la Segunda Guerra Mundial

Moderador: Francis Currey

Responder
Avatar de Usuario
tigre
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 11700
Registrado: Sab Ago 06, 2005 9:13 am
Ubicación: Argentina

Blitzmädel.

Mensaje por tigre » Dom Ago 21, 2022 12:56 am

Hola a todos :-D; algo al respecto..................................

Blitzmädel (1944 – 1945).

Informe de una testigo contemporánea - Annemarie Zarnikow.

Significado.

"Blitzmädel" o "Blitzmädchen" era un término derivado del lenguaje de los soldados. La designación se derivó del emblema Blitz (rayo), la insignia en la manga del uniforme o en la corbata. El rayo era un emblema del cuerpo de comunicaciones (Nachrichtentruppe) de la Wehrmacht y las Waffen SS.

Entrenamiento en Hildesheim.

La líder del distrito, Heilig, tenía asignado el número deseado de estudiantes de las clases Abitur en la escuela secundaria para niñas Kleine Burg. A la hora de seleccionar a los graduados de secundaria para el puesto de mando del distrito, BannMädelführerin Jo Brandes determinó qué graduados de secundaria eran miembros del Bann-Spielschar (orquesta), para que este grupo permaneciera en Braunschweig y pudiera presentar su programa en los hospitales militares. Las presentaciones también se repetían, porque siempre llegaban nuevos soldados a los hospitales. Yo pertenecía a este grupo. Entonces, además del servicio en el puesto de mando del distrito, también teníamos el servicio artístico, por así decirlo.

Si no recuerdo mal, éramos 16 estudiantes, 16-18 años. Fuimos "reclutadas para el servicio de emergencia" y trasladadas a un cuartel de madera que se había construido para nosotros en la tribuna del Thingplatz (*) y que siguió siendo nuestra "residencia" hasta el final de la guerra.

Pero primero nos entrenaron. Esto fue hecho por miembros de la Wehrmacht en el albergue juvenil de Hildesheim. La capacitación comenzó a principios de octubre de 1944. Aprendimos a usar la radio (código Morse), el teléfono (para establecer llamadas) y cómo procesar los informes de situación aérea.

Durante el gran ataque aéreo sobre Braunschweig el 14/15 de octubre estuvimos en Hildesheim, y dado que nuestro alojamiento estaba ligeramente elevado sobre una colina, teníamos una vista amplia y podíamos ver a Braunschweig en llamas a lo lejos y escuchar los motores de los aviones. Por supuesto que estábamos muy preocupadas. Era una época en la que nunca sabías si todavía tendrías una familia una hora más tarde o no. "¡Adiós!" tenía un significado mucho más profundo en esos días que hoy. El domingo se nos permitió tomar el tren a Braunschweig y ver cómo estaban nuestras familias y apartamentos. Al día siguiente volvimos a Hildesheim y el entrenamiento continuó.

Campamento Thingplatz.

Cuando terminó, nos mudamos a los barracones del Thingplatz. Este consistía en un dormitorio grande con camas de refugio antiaéreo de dos pisos, un área de ducha, dos baños, una pequeña cocina, dos salones y una pequeña antesala. Había dos hornos que eran difíciles de encender. Nuestros "supervisores" directos eran dos graduados de la escuela secundaria de Hanover, que habían estado haciendo este servicio durante mucho tiempo en el puesto de comando del distrito en Hanover, por lo que conocían el camino. También hicieron la asignación de tareas con nosotros.

En las duchas, cada uno de nosotros tenía un casillero angosto para sus pertenencias personales. Nos encargamos de nuestra propia comida. Podías preparar la comida en la pequeña cocina. Sin embargo, el almuerzo llegaba en una gran lata de aluminio de la cocina de un comedor. No sabía particularmente bien y, a menudo, tampoco estaba limpia.

Nuestro cuartel estaba en el lado derecho de la tribuna de Thingplatz; a la izquierda había otro cuartel donde vivían los prisioneros de guerra franceses. Siempre les dábamos las sobras del almuerzo. Estaban muy hambrientos y felizmente aceptaron la comida. ¡Como agradecimiento, encendieron nuestras estufas y sacaron leña de los bancos en Thingplatz! Había una radio en el cuartel. Tanto para nuestra "vida".

(*) Un Thingplatz o Thingstätte era un anfiteatro al aire libre especialmente construido para tales actuaciones.

Fuentes: http://www.vernetztes-gedaechtnis.de/pd ... eitet2.pdf
https://de.wikipedia.org/wiki/Wehrmacht ... m%C3%A4del

Saludos. Raúl M 8).
Irse a pique, antes que arriar el pabellón. Alte G. Brown.

Avatar de Usuario
mot
Usuario
Usuario
Mensajes: 29
Registrado: Mar Ago 16, 2022 1:26 pm

Re: Blitzmädel.

Mensaje por mot » Mié Ago 24, 2022 10:25 am

Buen artículo.

Avatar de Usuario
tigre
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 11700
Registrado: Sab Ago 06, 2005 9:13 am
Ubicación: Argentina

Re: Blitzmädel.

Mensaje por tigre » Sab Ago 27, 2022 8:03 pm

Hola a todos :-D; muchas gracias mot :wink:. Algo más..................................

Blitzmädel (1944 – 1945).

Informe de una testigo contemporánea - Annemarie Zarnikow.

El búnker en el Nussberg.

Nuestro servicio se veía así: dos estudiantes tenían la misma tarea juntos durante 24 horas, uno de 14:00 a 20:00 horas y de 02:00 a 08:00 horas, el otro de 20:00 a 02:00 horas y de 08:00 a 14:00 horas. Tenías dos turnos de 24 horas seguidos, el tercer día era libre y podías pasarlo en casa. Estaban los siguientes Servicios: evaluación, central telefónica, télex, cocina y servicio de limpieza (aseo en la vivienda). Para entender cómo se desarrollaba el trabajo, también hay que conocer las habitaciones del búnker.

Inmediatamente a la izquierda, detrás de la entrada de hormigón, había una puerta que daba a la sala de calderas. La estufa de calefacción central fue calentada por un joven del campamento 21+. El supervisor de todo el complejo del búnker+++ era el llamado guardián del búnker, un hombre del partido que solo se veía en uniforme y que era un superior brutal para el joven en la calefacción.

Después de la sala de calderas, se avanzaba más a la izquierda en el pasillo hacia una sala de almacenamiento. Esto fue tabú para nosotros todo el tiempo. Sólo al final, cuando ya se habían marchado los "celebrities", recibimos cubos de mermelada, latas de patatas y carne y latas de chocolate y refrescos de cola. Indicativo del estado de ánimo del tiempo del fin en el búnker y nuestra movilidad era tal que estábamos tan hambrientos que llevamos esta comida a casa, junto con nuestras pertenencias personales, a través del campo de las SA (Franzsches Feld) a pesar de que la ciudad estaba bajo fuego de artillería y volaba metralla.

No recuerdo si había otras habitaciones detrás de estas dos habitaciones. En cualquier caso, no nos importaban. Las habitaciones en las que trabajábamos estaban más atrás en el búnker, detrás de una curva que hacía el pasillo a la derecha. Primero, otro corto pasillo se bifurcaba a la derecha, que a su vez conducía a varias salas pequeñas: la centralita telefónica, la sala de télex, la sala de radio y la oficina del NaFü (líder de noticias -Nachrichten Führer), un hombre que probablemente era nuestro actual superior. y a quien consideré muy recordado amablemente. Unos metros después de la puerta de este pasillo lateral con las habitaciones mencionadas, había otra puerta a la derecha en el pasillo principal para la llamada evaluación (sala de situación aérea). Luego, el pasillo conducía al búnker vecino de la Cruz Roja, y una pequeña escalera de caracol conducía a la Torre de Observación, la pequeña estructura de hormigón que es el último vestigio del puesto de mando del distrito.

Imagen
El búnker en el Nussberg.............................................................

Fuentes: http://www.vernetztes-gedaechtnis.de/pd ... eitet2.pdf
http://bunker.amaot.info/bunker14l.htm

Saludos. Raúl M 8).
Última edición por tigre el Sab Sep 10, 2022 8:40 pm, editado 1 vez en total.
Irse a pique, antes que arriar el pabellón. Alte G. Brown.

Avatar de Usuario
tigre
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 11700
Registrado: Sab Ago 06, 2005 9:13 am
Ubicación: Argentina

Re: Blitzmädel.

Mensaje por tigre » Sab Sep 03, 2022 6:52 pm

Hola a todos :-D; algo más..................................

Blitzmädel (1944 – 1945).

Informe de una testigo contemporánea - Annemarie Zarnikow.

Evaluación.

Volviendo a "Evaluación". Esta era una habitación relativamente grande. Justo a la izquierda de la puerta principal había dos cabinas telefónicas (nunca usadas). En el medio había una mesa grande con varias sillas. La habitación también servía como sala de reuniones. En el lado opuesto de la puerta había un gran panel de vidrio esmerilado iluminado de cuerpo entero que representaba un mapa del norte de Alemania. Estaba dividido en cuadrículas. Estas se ordenaron alfabéticamente de norte a sur y de este a oeste. Las cuadrículas a su vez se subdividían en nueve cuadrados más pequeños que tenían números. Entonces, cada ubicación en el mapa tenía dos letras y un número como su identificador. Braunschweig estaba en GB7 (pronunciado "Gustav-Berta 7").

Detrás de esta carta había otra habitación muy estrecha en la que dos estudiantes estaban de servicio. Se veía así: Los informes de la situación aérea provenían de dos lugares, el Fluko (Flugwachkommando - comando de vigilancia de aeronaves) y el Wako (Wachkommando - comando de guardia). En estos informes, los nombres de los lugares reales no aparecían, sino los nombres tomados de la posición en el cuadrado de la cuadrícula, por ejemplo: "Lightning de Gustav-Anton 4 a Gustav-Berta 7". Los informes indicaban dónde estaban los respectivos aviones enemigos y en qué dirección volaban.

Los aviones fueron nombrados por sus designaciones de tipo: Stirling, Fortress, Lancaster, Mosquito, Mustang, Lightning, Thunderbolt, ya no recuerdo mas. Había sellos específicos para cada tipo de avión (bombardero o caza): flechas estrechas para los cazas, romboides con la punta recortada en el lado largo para las formaciones de bombarderos. La punta restante del sello rómbico indicaba la dirección del vuelo. Las dos estudiantes de turno se pararon en el estrecho espacio detrás del mapa, por lo que veían Alemania al revés. Tenían auriculares puestos (uno para Fluko y otro para Wako) y ahora estamparon la información que recibieron a través de los auriculares en la parte posterior del mapa en las grillas de cuadrícula apropiados.

Así, los que estaban sentados frente al mapa podían ver la situación aérea: de dónde venían los aviones, dónde y a qué velocidad volaban, de qué tipo eran, si se estaban concentrando en un determinado espacio aéreo y realizando un ataque, etc. También había un sello para lanzar bombas, pero no recuerdo exactamente cómo era. En la esquina de la gran sala de evaluación, a la derecha del gran mapa de Alemania, había una pequeña cabina de locutor con todo el equipo técnico para hablar por radio por cable. Esto fue en caso de que los informes de situación aérea del puesto de mando del distrito en Hannover hubieran fallado. Entonces Braunschweig lo habría suplantado. Durante nuestra formación también habíamos practicado hablar por radio (la redacción, el tono de voz correcto, etc.). Por lo que puedo recordar, no sucedía a menudo, Hannover casi siempre se escuchaba.

A veces tan pronto como la prealarma, a veces solo cuando se dio la alarma, los señores a cargo de la dirección del distrito aparecieron y se pusieron a disposición en la evaluación, donde pudieron seguir constantemente la situación del aire. El líder del distrito, Heilig, casi siempre estaba allí. De vez en cuando tenían requerimientos. Por ejemplo, a menudo querían estar conectados con el puesto de mando del distrito en Hannover. Por lo general, no nos molestamos más con ellos. Cuando se dio el visto bueno, se marcharon de nuevo o se quedaron y bebieron alcohol, que el director del búnker ya mencionado trajo consigo.

Fuentes: http://www.vernetztes-gedaechtnis.de/pd ... eitet2.pdf
http://bunker.amaot.info/bunker14l.htm

Saludos. Raúl M 8).
Irse a pique, antes que arriar el pabellón. Alte G. Brown.

Avatar de Usuario
tigre
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 11700
Registrado: Sab Ago 06, 2005 9:13 am
Ubicación: Argentina

Re: Blitzmädel.

Mensaje por tigre » Sab Sep 10, 2022 8:28 pm

Hola a todos :-D; algo más..................................

Blitzmädel (1944 – 1945).

Informe de una testigo contemporánea - Annemarie Zarnikow.

Conmutador.

Había una central telefónica con un gabinete con clavijas. Todas las habitaciones del búnker y del cuartel tenían conexiones telefónicas. También existían unas líneas de central por las que podían entrar llamadas del exterior o por las que se podían conmutar llamadas del exterior. Las llamadas deseadas se conmutaban enchufando y luego el contacto de conmutación se cerraba con una palanca, es decir, “se desconectaba”. Si hubiera querido, podría haber escuchado con la palanca abierta, pero eso rara vez sucedió. La centralita era un servicio importante en la medida en que las líneas de Fluko y Wako debían estar monitoreadas constantemente (las 24 horas). Si aquí la cosa se ponía seria, había que avisar o despertar a la gente de guardia (evaluación, radio) en el cuartel para que empezaran a trabajar.

télex.

Había una línea de télex directa al puesto de mando del distrito en Hannover. Ya en octubre de 1944, inmediatamente después de nuestra formación en Hildesheim, aprendimos télex (mecanografía a ciegas con diez dedos) en la oficina principal de correos en Friedrich-Wilhelm-Strasse. Durante varios días, tres de nosotros íbamos a la oficina de correos al amanecer, antes de que salieran los primeros tranvías. Allí practicamos la mecanografía al tacto bajo la guía de los operadores de Post télex más antiguos. Si no recuerdo mal, la mayoría de los informes de Hannover llegaron por télex (no por radio) y por teléfono. Siempre se trataba de cuestiones organizativas, pero ya no recuerdo el contenido.

Radio comunicación.

En caso de alarma, siempre había dos personas en servicio de radio. Sentados en modo de espera, la frecuencia estaba encendida y los informes podían llegar en cualquier momento. También hay que decir que, además de nosotras, las colegialas, en el puesto de mando del distrito también había dos ayudantes de la fuerza aérea, que sobre todo tenían los conocimientos necesarios sobre equipos de radio. Hubo contacto por radio con el puesto de mando del distrito en Hannover. En ciertos intervalos (creo que eran cuatro horas, pero tal vez menos) había que informar para asegurarse de que el contacto se mantuviera y la comunicación estuviera garantizada.

La radio tampoco siempre era fácil, porque no solo había que emitir uno mismo, sino también poder escuchar los mensajes destinados a la estación desde la enorme ensalada de sonidos en el aire. Los mensajes se transmitían encriptados; tenían que cifrarse antes de enviarse y descifrarse después de recibirse. El Código era cambiado cada tres días.

El propósito de esta comunicación por radio era mantener la conexión en caso de que la conexión telefónica con el puesto de mando regional en Hanover fuera interrumpida por un bombardeo. Durante los bombardeos, siempre se tuvo cuidado de garantizar que los que habían sido bombardeados recibieran comidas frías y calientes. Estos se prepararon en otras ciudades en las cantidades requeridas y luego se transportaron en camiones a la ciudad afectada. Debido a estas “órdenes”, siempre tenía que haber una conexión. Hacia el final del "Tercer Reich", se dice que las órdenes para la "liquidación" de los prisioneros llegaron por radio desde Hannover, pero las estudiantes simplemente no las transmitieron. Pero solo sé esto por las historias, yo misma no estaba en servicio de radio en ese momento.

Fuentes: http://www.vernetztes-gedaechtnis.de/pd ... eitet2.pdf
http://bunker.amaot.info/bunker14l.htm

Saludos. Raúl M 8).
Irse a pique, antes que arriar el pabellón. Alte G. Brown.

Avatar de Usuario
tigre
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 11700
Registrado: Sab Ago 06, 2005 9:13 am
Ubicación: Argentina

Re: Blitzmädel.

Mensaje por tigre » Sab Sep 17, 2022 7:25 pm

Hola a todos :-D; algo más..................................

Blitzmädel (1944 – 1945).

Informe de una testigo contemporánea - Annemarie Zarnikow.

Götterdämmerung (Crepúsculo de los dioses).

Este tiempo final, a principios de abril de 1945, se caracterizó por una atmósfera peculiar en el búnker, un crepúsculo del estado de ánimo de los dioses, como se encontró más tarde en muchos informes sobre el final en el búnker del Führer en Berlín. Sabías que se acercaba el final, pero no sabías cómo sería. Los miembros del partido estaban angustiados ya veces agresivos. Y aunque habían comandado la batalla hasta la última gota de sangre, ellos mismos se prepararon para huir. Era mejor evitar la cercanía a ellos. Demasiado conocimiento era peligroso en ese entonces.

Solo escuché (sin observar) cómo el Kreisleiter Heilig y sus compañeros discutían la ruta de su viaje fuera de Braunschweig. Para ello, los obstáculos antitanque que la Volkssturm había excavado previamente en las vías de circulación tuvieron que ser rellenados nuevamente en algunos lugares. Escuché sobre este plan, pero no sé si fue así.

Aparte de eso, no noté nada de lo que luego se supo sobre las actividades de los últimos días. Como ya se mencionó, también llevamos nuestras pertenencias personales y comestibles a casa. El líder del distrito, Heilig, que siempre nos trató a las colegialas de manera afable, se despidió de nosotras el 11 de abril con las palabras: "¡Váyanse a casa, chicas!" Eso fue lo que hicimos, y cuando volví al cuartel de Thingplatz dos días después para recoger las pertenencias personales que quedaron atrás, habían sido robadas por completo y el cuartel arrasado.

Fuentes: http://www.vernetztes-gedaechtnis.de/pd ... eitet2.pdf
http://bunker.amaot.info/bunker14l.htm

Es todo. Saludos. Raúl M 8).
Irse a pique, antes que arriar el pabellón. Alte G. Brown.

Responder

Volver a “Historia general”

TEST