pub01.jpg

El mito Rommel

Cuestiones generales relativas a la Segunda Guerra Mundial

Moderador: Francis Currey

Responder
Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 9164
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

El mito Rommel

Mensaje por José Luis » Mar May 22, 2018 10:27 am

¡Hola a todos!

Dice Wikipedia que “el 'Mito Rommel' es una frase usada por un número de historiadores en referencia a las comunes representaciones del mariscal de campo alemán Erwin Rommel como un comandante apolítico y brillante, y una víctima de la Alemania nazi debido a su participación en el complot del 20 de julio contra Hitler. Según estos historiadores, que tienen un visión crítica de Rommel, tales representaciones no son correctas” *.

Desde luego, estas representaciones -comandante apolítico y brillante, y víctima de la Alemania nazi por su participación en el atentado del 20 de julio de 1944- no tienen nada de mito en su acepción de “Persona o cosa a la que se atribuyen cualidades o excelencias que no tiene”, pues Rommel tuvo esas tres cualidades. Si aplicamos mito en su acepción de “Persona o cosa rodeada de extraordinaria admiración y estima”, entonces nada tengo que objetar.

En primer lugar, Rommel fue un comandante apolítico hasta el momento en que muy probablemente supo y aceptó los objetivos de los círculos de los conspiradores en Berlín y París. Fue apolítico en el sentido que tenemos de una persona que no se preocupa especialmente de los asuntos de la vida política de su país y, sobre todo, no participa activamente para influir en esos asuntos. No fue apolítico en el sentido de que nadie es apolítico, pues toda persona tiene unas inclinaciones políticas o ideológicas y su vida se ve afectada por las decisiones políticas de su gobierno. Pero cuando se quiere significar que Rommel no fue un militar realmente apolítico, afirmando que lo contrario es un mito, se está afirmando o insinuando que Rommel fue un nazi, un militar comprimetido con el nacionalsocialismo. Simplemente, esto es falso.

Algunos detractores de Rommel basan su argumentos para calificarlo como nazi en que acogió con entusiasmo la llegada de Hitler al poder. El argumento es superficial, pues los oficiales del entonces Reichswehr aceptaron de buen grado la llegada de Hitler al poder. Los únicos altos oficiales que eran contrarios al nombramiento de Hitler como Canciller del Reich se cuentan con los dedos de una mano, y eran precisamente aquellos que estaban metidos hasta el cuello en la política. Me refiero al entonces canciller general Schleicher y su entorno (Hammerstein y Bredow). El común de los militares suele ser de tendencia política conservadora -ayer y hoy- y esto ocurría especialmente en la Alemania de Weimar dentro de un cuerpo de oficiales que había visto socavados su poderío y posición política y social por el Tratado de Paz de Versalles y por los partidos políticos de la República de Weimar. A principios de la década de 1930, la República de Weimar estaba agonizando como forma de estado; atacada desde la extrema izquierda y desde el centro-derecha del espectro político, Alemania caminaba inexorablemente hacia un régimen autoritario (no inexorablemente hacia el nazismo). Así que no es de extrañar que cuando el presidente Hindenburg nombró canciller a Hitler en enero de 1933, la inmensa mayoría de los miembros del cuerpo de oficiales del Reichswehr recibieran la noticia con alegría y esperanza. Creían sinceramente que Hitler podía devolver a Alemania y a sus fuerzas armadas todo el poder que le habían amputado la derrota militar en la Gran Guerra y el Tratado de Paz de Versalles. En unas fuerzas armadas condenadas por mor de ese tratado a tener una fuerza de sólo 104.000 hombres, sin armas modernas, era lógico que sus miembros recibieran con agrado, e incluso entusiasmo, a quien prometía romper con ese odiado tratado. Todos los conspiradores del 20 de julio de 1944, comenzando por el propio coronel Stauffenberg, sintieron y manifestaron eso en 1933.

Otro argumento es que Rommel acogió de buen grado la eliminación del liderazgo de la SA en el verano de 1934, durante la llamada “Noche de los Cuchillos Largos”. Este argumento es igual de superficial que el anterior, y por los mismos motivos. La SA era vista por el cuerpo de oficiales como una amenaza real de usurpar las funciones del Reichswehr y cambiarlo por un ejército de milicias. Aunque muchos oficiales, Rommel incluido, no aprobaron los métodos para la eliminación de su liderazgo, se sintieron finalmente aliviados por la eliminación de esta amenaza. Los conspiradores del 20 de julio de 1944 también.

Sin embargo, el argumento central de los detractores de Rommel en este aspecto de su supuesta relación con el nazismo, incluso quienes lo califican directamente de nazi, gira en torno a su relación con Hitler. Es incuestionable que ambos hombres sintieron mutua admiración durante la mayor parte del tiempo desde que Rommel fue nombrado por Hitler comandante de su batallón de escolta en octubre de 1938. Con anterioridad a esta fecha la relación entre ambos personajes fue sencillamente inexistente o del todo marginal. Las cuentas de Irving y Reuth que sitúan la atención de Hitler por Rommel en 1936 son falsas (pertenecen a 1939), tal como demostró Remy y tal como recoge el enlace citado de la Wikipedia. Y las relaciones de Rommel con la HJ, a través de Schirach, fueron tirantes y acabaron mal. Rommel nunca se afilió al NSDAP ni a ninguna de las organizaciones de la SS. Es cierto, no obstante, que sin la intervención de Hitler, a Rommel no se le asignaría el mando de una división panzer en 1940 (el OKH le asignó el mando de una división de montaña), como es igual de cierto que sin la relación especial y privilegiada que mantuvo con Hitler, Rommel no podría jamás dirigir como lo hizo sus campañas militares de 1941-1942 en el Desierto Occidental de África del Norte, puenteando muchas veces a sus superiores directos, italianos y alemanes. Que Rommel, junto con Dietl, era el general favorito de Hitler durante la mayor parte de la guerra es un hecho. Que Rommel mantuvo su fe en Hitler durante la mayor parte de la guerra, también. ¿Pero convierte esto a Rommel en un nazi? Difícilmente, salvo que se quiera construir un mito de verdad. No hay un solo indicio, no digo ya una prueba, de un comentario positivo de Rommel sobre las aberrantes políticas raciales del régimen nazi. No hay un solo caso en su expediente militar de la comisión de un solo crimen de guerra. Su trato a los prisioneros de guerra fue correcto. El único “crimen” que se le puede reprochar a Rommel es haber servido a un dictador y a un régimen político criminales. Y bajo este parámetro no se salva nadie de la Wehrmacht.

Sobre el supuesto mito de Rommel como un comandante brillante remito a lo que expresé en su momento en viewtopic.php?f=7&t=1093 Rommel tuvo aciertos y errores como absolutamente todos los comandantes de todos los ejércitos que participaron en la IIGM. Las primeras críticas hacia la competencia militar de Rommel vinieron de algunos oficiales de la Wehrmacht, y luego las aceptaron un buen número de historiadores y militares acríticos con esas valoraciones auténticamente tendenciosas e interesadas. Fueron Halder y algunos de sus oficiales de EMG quienes descalificaron a Rommel diciendo que despreciaba la logística. Es para desternillarse de la risa, si uno tiene en cuenta que el mayor desprecio alemán que se hizo de la logística en la guerra lo encabezó Halder en la planificación operacional de la Operación Barbarroja. Y el mayor detractor de Rommel como estratega del uso de las divisiones panzer fue el General der Panzertruppe Leo Freiherr Geyr von Schweppenburg, comandante del Panzergruppe West en Normandía y, más tarde, Inspector General de las Panzertruppen sustituyendo a Guderian. Lo cierto es que en la llamada Panzerkontroverse de Normandía, quienes estaban equivocados fueron Geyr, Rundstedt y Guderian por defender un axioma doctrinal que, sin embargo, no tenía aplicación práctica en las circunstancias del verano de 1944, donde la aviación aliada ejercía la supremacía total de los cielos. Rommel lo sabía y por ello defendió la postura acertada. Lamentablemente para todos ellos, Hitler tiró por la calle de en medio.

En cuanto a la participación de Rommel en la conspiración del 20 de julio de 1944 remito igualmente a viewtopic.php?f=4&t=9487 Nadie puede afirmar o negar el conocimiento y la participación de Rommel con total certeza. Sin embargo, existen un montón de pruebas, que aunque no son concluyentes no se pueden ignorar, que apuntan a que Rommel conoció y apoyó finalmente el atentado y golpe de estado contra Hitler.

En suma, sólo puedo entender esta tendencia crítica hacia la vida y carrera militar de Rommel, y el respeto mayoritario que tiene dentro y fuera de Alemania, desde la perspectiva del negocio editorial, desde la envidia o desde visiones ideológicas espurias. Que sobre Rommel se ha exagerado mucho en sus cualidades es un hecho, como lo es el que la propaganda nazi, primero, y occidental, después, lo apuntaló como el “buen general” y como símbolo de la propaganda interesada de presentar a la Wehrmacht como “limpia y honorable” (esto sí que es una rotunda falsedad) en el contexto de la Guerra Fría y el rearme alemán. Pero de ahí a intentar desbancarlo de su merecido y digno pedestal va un abismo. La leyende de Rommel, en su mejor sentido, continúa prevaleciendo en Alemania y en los monumentos y calles que tiene dedicados.

Más allá de las competencias estrictamente militares, yo, salvo dos únicas excepciones, no siento admiración por ningún general de los que participaron en la IIGM. Las dos excepciones son precisamente, y por diferentes motivos, Wüstenfuchs y Tiger Jack, el primero el general alemán más valiente e íntegro de la IIGM; el segundo el más digno y humano de los generales.

(1) https://en.wikipedia.org/wiki/Rommel_myth

Saludos cordiales
JL
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)

Avatar de Usuario
Chepicoro
Miembro
Miembro
Mensajes: 255
Registrado: Dom Ago 24, 2014 8:20 pm

Re: El mito Rommel

Mensaje por Chepicoro » Lun May 28, 2018 5:05 am

Como siempre un placer leerte José Luis y gracias por este espacio que es un oasis de sentido común en internet.
En suma, sólo puedo entender esta tendencia crítica hacia la vida y carrera militar de Rommel, y el respeto mayoritario que tiene dentro y fuera de Alemania, desde la perspectiva del negocio editorial, desde la envidia o desde visiones ideológicas espurias.

Es políticamente incorrecto decir algo positivo de cualquier militar alemán de la segunda guerra mundial... vamos hay foros en inglés donde mencionar algo medianamente positivo sobre Rommel acaba en "linchamiento". Por otra parte mi experiencia directa con alemanes se cuenta con los dedos de una mano y entiendo el complejo de culpa que aún tienen, pero mi impresión es que la imagen de Rommel es mejor fuera de Alemania que dentro de esta.
El argumento es superficial, pues los oficiales del entonces Reichswehr aceptaron de buen grado la llegada de Hitler al poder.
Es un hecho de la vida que hay profesiones que atraen a cierto perfil de personas, en todos los ejércitos del mundo predominan gente conservadora que tiende en algún grado hacia la derecha del espectro político, como es un hecho que la mayor parte de la comunidad artística suele ser liberal de izquierda.

Sobre el supuesto mito de Rommel como un comandante brillante remito a lo que expresé en su momento en viewtopic.php?f=7&t=1093 Rommel tuvo aciertos y errores como absolutamente todos los comandantes de todos los ejércitos que participaron en la IIGM.
Dados los recursos que tenía a su disposición en comparación con los de los ingleses, es notable el rendimiento de Rommel, vamos que en constante inferioridad numérica y material se mantuvo casi dos años incluso poniendo a la defensiva a los aliados en repetidas ocasiones. Su actuación en la campaña de Francia en 1940 también es sobresaliente, yo al menos no tengo duda que era un gran líder, sus soldados lo adoraban y tácticamente es difícil pensar en un comandante mejor.

Los que lo critican sobre los problemas con la logística, deberían de plantear una alternativa mejor a la guerra de movimiento de Rommel y nunca lo hacen. Si en 1941 Rommel sigue las órdenes de simplemente estabilizar y defender las posiciones italianas, los ingleses podían llevar refuerzos en hombres y material a África a un ritmo siempre superior de lo que podía hacer la marina italiana, quedarse sentado a la defensiva condenaba al Eje a una derrota aun más rápida en África.

Si puedo hacer una crítica a Rommel a toro pasado, es que debió haber apoyado la toma de Malta asegurando sus suministros antes de pasar a la ofensiva en Libia.
En cuanto a la participación de Rommel en la conspiración del 20 de julio de 1944 remito igualmente a viewtopic.php?f=4&t=9487 Nadie puede afirmar o negar el conocimiento y la participación de Rommel con total certeza. Sin embargo, existen un montón de pruebas, que aunque no son concluyentes no se pueden ignorar, que apuntan a que Rommel conoció y apoyó finalmente el atentado y golpe de estado contra Hitler.

Agrego que los detractores de Rommel en este asunto argumentan muchas veces que no hay una prueba concluyente de que Rommel estuviera implicado en el complot del 20 de Julio... pero es que uno no hace complots contra un dictador dejando pruebas por escrito, por la naturaleza misma de la conspiración hay muy pocas pruebas. Por otro lado, hubo bastante gente alrededor de Rommel involucrada en la conspiración del 20 de Julio y me parece casi imposible que Rommel no estuviera enterado de ella.

Finalmente porque otra razón Hitler le da la opción del suicidio o ser juzgado?? todos los detractores de Rommel ofrecen una explicación sin ninguna prueba o soporte.
Última edición por Chepicoro el Mar May 29, 2018 7:01 am, editado 2 veces en total.
"No creas todo lo que se escribe en internet" Abraham Lincon

Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 9164
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

Re: El mito Rommel

Mensaje por José Luis » Lun May 28, 2018 9:27 am

¡Hola a todos!
Chepicoro escribió: Finalmente porque otra razón Hitler le da la opción del suicidio o ser juzgado?? todos los detractores de Rommel ofrecen una explicación sin ninguna prueba o soporte.
Esta es una cuestión muy pertinente.

Hitler no ordenó la ejecución de ningún inocente por participar, directa o indirectamente, en los sucesos del 20 de julio de 1944. ¿Por qué iba a hacerlo con Rommel? Jamás se atrevería a condenar a Rommel sin una prueba concluyente. Hasta hace poco menos de 15 años, los historiadores desconocieron un memorando de Martin Bormann (descubierto por Maurice Philip Remy, véase su Mythos Rommel, p. 277) fechado el 28 septiembre de 1944 que rezaba que "el antiguo general General Stülpnagel, el antiguo coronel Hofacker, el sobrino ejecutado de Kluge, teniente coronel Rathgens y otros acusados todavía vivos dieron todos testimonio de que el mariscal Rommel estaba realmente en el asunto; Rommel acordó que estaría a disposición del nuevo gobierno tras un complot exitoso".

Cuando los generales Wilhelm Burgdorf y Ernst Maisel cursaron aquella infame visita a Rommel el 14 de octubre de 1944, sabemos que el primero le mostró al mariscal la evidencia documental de su implicación en los sucesos del 20 de julio de 1944.

Es difícil ignorar estos hechos. La balanza se inclina claramente hacia la incriminación de Rommel.

Lo que sí es un mito es presentar a Rommel (Stauffenberg y cía) como víctimas del nazismo. Fueron, en todo caso, víctimas de sus propias decisiones, entre las que prima haber servido a una causa criminal, de buena o mala gana. Ahora bien, Stauffenberg y quienes le apoyaron y pagaron con la vida por la conspiración del 20 de julio de 1944 -Rommel incluido- dejaron con ella el único agarradero moral del que pudo echar mano la Alemania de posguerra como modelos para sus nuevas fuerzas armadas (Bundeswehr). Esta base moral también fue posible gracias a los ejemplos de otros grupos de resistencia, como la ejercida por aquella joven digna de admiración llamada Sophie Scholl y sus compañeros de la Rosa Blanca, vilmente ejecutada en la guillotina el 22 de febrero de 1943.

Así pues, no es de extrañar que Stauffenberg, Rommel, los hermanos Scholl y otros hayan suscitado tantos honores y monumentos en Alemania. Que desde hace unos cuantos años se venga debatiendo y polemizando en Alemania con el objetivo de retirar a Rommel sus honores y monumentos acusándolo de un sin fin de falacias es fruto de estos irrespirables aires extremistas que sufrimos en Europa.

Saludos cordiales
JL
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)

Avatar de Usuario
wintermute
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 4388
Registrado: Mié Jun 10, 2009 2:11 am

Re: El mito Rommel

Mensaje por wintermute » Mar May 29, 2018 6:35 am

Allí donde Adolf Hitler necesitaba cubrir su espalda, allí estaba Erwin Rommel.
Siempre la misma misión.
Rommel durante la guerra protegió la puerta trasera del III Reich asi como en 1938 tuvo el comando del batallón de protección de Hitler .
Una especie de empleado de confianza: haz lo que tienes que hacer, soluciona-me el problema y sobre todo, no me pidas mucho.
Línea directa, confianza total y absoluta.

Saludos

Bichingo55
Usuario
Usuario
Mensajes: 34
Registrado: Lun Ene 18, 2010 6:28 am
Ubicación: Mar del Plata - Argentina

Re: El mito Rommel

Mensaje por Bichingo55 » Jue Jun 21, 2018 11:52 pm

No sé si denominarlo un "empleado de confianza" fue un militar profesional que tenía la clásica agresividad del ejército alemán durante las dos guerras mundiales y que tuvo la suerte de estar en el lugar y el momento justo tanto al mando de la 7ma. División Blindada como al mando de las tropas Ítalo-Germanas en el norte de África, en ambos lugares pese a algunas críticas se, desempeño correctamente. Luego dirigió con acierto la defensa del "muro" Atlántico.
Es raro que en cualquier actividad humana los más aptos lleguen a los puestos más importantes, menos en el ámbito militar, pero pese a ésto Rommel se destacó allí.
...Las Madres no saben de medallas, las madres solo saben de Hijos muertos...

Responder

Volver a “Historia general”

TEST