Halder, Paulus y Rommel

La guerra en el Continente Africano

Moderador: Antonio

Avatar de Usuario
Chuikov
Administrador
Administrador
Mensajes: 682
Registrado: Mié Jun 15, 2005 9:38 pm
Ubicación: Granada, ESPAÑA

Halder, Paulus y Rommel

Mensaje por Chuikov » Mar Ago 30, 2005 6:58 am

Hola amigos,

Leyendo “Stalingrado y yo”, biografía y apuntes de Paulus recopilados por Walter Gorlitz, el pasaje que transcribo literalmente a continuación me ha llamado la atención:

El 23 de abril de 1941 anotó el General Halder en su Diario : " Es necesario, por consiguiente, aclarar lo más rápido posible las condiciones que reinan en África del Norte. Después de maduras reflexiones he decidido no ir personalmente allí. No deseo presentarme como un órgano de exploración... El comandante supremo del ejército ha manifestado ciertos reparos en este sentido y atribuye las dificultades al Alto Mando italiano. Claro está, que los motivos son de índole muy distinta, y quizás sea preferible mandar allí al teniente general Paulus, que está en buenas relaciones con Rommel y que tal vez sea el único capaz de poner bajo su influencia personal a ese soldado que se ha vuelto loco... "

¿Cuál o cuáles fueron los problemas que le surgieron al OKH con Rommel para que se pensase así?

Cierto es que no estoy ducho , en absoluto, en temas africanos…..

Saludos
Carpe Diem

Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 9441
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

Mensaje por José Luis » Mar Ago 30, 2005 4:36 pm

¡Hola, Chuikov!

Rommel fue enviado a Trípoli con la misión de contener el descalabro italiano, y sólo tomar -si la ocasión era favorable- medidas ofensivas locales y reducidas.

Tanto el OKW como el OKH estaban en plena efervescencia a finales de abril de 1941, después de la Operación Marita y ultimando los preparativos de la Operación Barbarroja.

Rommel emprendió en febrero de 1941 una operación de reconocimiento que se convirtió en una ofensiva en toda regla, y por el tiempo en que Halder (oficial de estado mayor sin experiencia suficiente de mando en campaña) escribe sus exabruptos, Rommel (comandante de campo hasta la médula) está decidido a continuar su avance.

Se trata de una iniciativa de Rommel que va en contra (o más allá) de las órdenes que el OKW y el OKH le encomendaron. Jodl y Halder pensaban que Rommel debía esperar la llegada del resto de sus fuerzas a África, pues vislumbraban que el comandante alemán tendría problemas con sus reservas y suministros. Es una postura totalmente aceptable desde el punto de vista de unos oficiales de estado mayor que se encuentran a miles de kilómetros del teatro de operaciones que se examina. Pero la postura de Rommel es igualmente aceptable para un comandante de campo que reconoce sobre el terreno del frente las circunstancias que hacen viable una oportunidad que no puede ser reconocida a miles de kilómetros de donde se desarrollan esos hechos.

Por tanto, la fricción entre el alto mando alemán (más el Comando Supremo italiano) y Rommel estaba servida. Hitler terció dando manga ancha a Rommel. A partir de entonces, cuando esa fricción amenazaba con estallar, Rommel demostró -además de su excelente liderazgo en el campo de batalla- una brillante "estrategia" para "pasar" del OKW-OKH-Comando Supremo y obtener sus "licencias" directamente de Hitler.

Rommel no sólo cosechó fama y éxito en África con sus éxitos y fracasos, sino mucha, mucha, muchísima envidia (de sus pares alemanes e italianos) y no pocos enemigos en su retaguardia.

Saludos cordiales
José Luis
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)

Werto
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 807
Registrado: Mié Ago 17, 2005 5:19 am
Ubicación: Donde la consejería de eduación estime oportuno, Asturias, España

Mensaje por Werto » Sab Sep 03, 2005 10:36 am

El objetivo del envio de tropas alemanas a áfrica era evitar la caida de Cirenaica en manos británicas, porque los alemanes pensaban que podría acarrear la salida de Italia de la guerra, en ningún momento se plateban acciones ofensivas sobre Tobruck, y ya mucho menos sobre Egipto.

Halder y Jold eran perfectamente conscientes de que seria absolutamente imposible aprovisionar a una fuerza militar alemana en el desierto de Egipto -dejando de lado las fantasias de Rommel de invadir el delta del Nilo o el oriente proximo- y de que todos los esfuerzos logísticos debián ponerse en el envio de suministros a la URSS.

En la práctica la actitud de Rommel y su hipermotorizado Áfrika Korps -éste tenía unas 300 veces el material motorizado que corresponderia a su fuerza númerica - privo a los alemanes en la URSS de un gran número de recursos motorizados de incalculable valor dadas las dificultades logísticas alemanas.

Rommel, empeñado en desobeder sus instrucciones y en ganar gloria personal en busca de un onjetivo irrealizable, sólo sabia exigir más y más unidades a un fente totalmente secundario, en el que era imposible obtener ninguna ventaja estratégicamente relevante -algo de lo que Rommel nada sabia-.

El resultado fue que los alemanes despilfarraron una importante fuerza motorizada en Áfrika para no obtener nada cuando en la URSS se estaba jugando el destino de la guerra.

Halder y Jold trataron por todos los medios de hacer ver a Rommel que el único objetivo debia ser proteger Cirenaica, y que la verdadera campaña estab en a URSS, pero Rommel estaba emperrado en lanzarse a la conquista de Egipto como Napoleon 150 años antes, y con su habilidad para evitar a sus superiores y hablar directamente con Hitler consigui distraer unas importantes fuerzas motorizadas cuando estan eran vitales en otra zona.

Hay por ahí un post bastante bueno sobre la dificultades logísticas de los alemanes en África, y como las vencio Montgomery, esta muy bien, te recomenbdari hecharle una ojeada.

Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 9441
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

Mensaje por José Luis » Sab Sep 03, 2005 4:58 pm

¡Buenos días a todos!

Cita de Werto: [“El objetivo del envio de tropas alemanas a áfrica era evitar la caida de Cirenaica en manos británicas, porque los alemanes pensaban que podría acarrear la salida de Italia de la guerra, en ningún momento se plateban acciones ofensivas sobre Tobruck, y ya mucho menos sobre Egipto”].

La frase es una buena tarjeta de presentación del limitado conocimiento que su autor tiene del tema en cuestión. Rommel no fue enviado a Trípoli en febrero de 1941 con el objetivo de “evitar la caída de Cirenaica en manos británicas”. Cirenaica ya estaba en poder de los británicos cuando Rommel (y sus primeras unidades) llegó a Trípoli. Libia se conocía entonces mucho mejor por sus nombres regionales de Tripolitania y Cirenaica, la primera región en poder italiano y la segunda en poder británico cuando Rommel llegó a Trípoli en febrero de 1941. El primer objetivo de Rommel era, pues, evitar la pérdida de Tripolitania. Con semejante tarjeta de presentación me abstengo de comentar ninguna opinión más que el autor de esas líneas vertió en su post.

A mi estimado amigo Chuikov quiero explicarle lo siguiente.

Rommel llegó al teatro de operaciones africano el 11 de febrero de 1941, asignado al mando del Afrika Korps, siendo el general Garibaldi el comandante en jefe de las fuerzas italianas en África. Después de llevar a cabo personalmente un reconocimiento de las inmediaciones del frente y comprobar que las fuerzas británicas estaban en una situación precaria, Rommel –contra el parecer de Garibaldi- decidió explotar la desventaja británica.

El 11 de febrero comenzó el desembarco de las unidades de la 5ª División Ligera en Trípoli, con traslado al frente. El 24 de marzo, Rommel comenzó su operación de reconocimiento (una serie de ataques limitados) al oeste de Agheila, operación cuyos buenos resultados le decidieron a continuar el 31 de marzo con un ataque en dirección Agedabia, ataque cuyo objetivo era hacer retroceder a las avanzadillas británicas posicionadas en la vanguardia de Agedabia. Al retirarse de forma inmediata las tropas británicas, Rommel atacó y tomó Agedabia el 1 de abril, con los británicos retirándose hacia Bengasi, plaza que caería (junto con su puerto) en manos de Rommel tres días más tarde.

La ofensiva de Rommel contra Agedabia y Bengasi (ofensiva que, no lo olvidemos, comenzó como un ataque de reconocimiento) fue una sorpresa absoluta para los británicos que, en el medio, habían demostrado su actual debilidad. Rommel decidió explotar esa debilidad, “no para continuar la persecución a través de la Cirenaica, sino más bien para lanzar un ataque envolvente a través del desierto con el objetivo, si fuese posible, de evitar la retirada de un número considerable de fuerzas enemigas” [Mayor general Alfred Toppe: Desert Warfare: German Experiences in World War Two (U. S. Army Command and General Staff Collage. Fort Leavenworth, Kansas 66027-6900) 1991, p. 30]. Para ello envió a través del desierto al grueso de la 5ª División Ligera desde el sur de Bengasi con dirección Mechili y Derna, y al mismo tiempo lanzó sus fuerzas más débiles a través de Msus en un avance de flanco. Esta operación fue otro éxito completo que dio como resultado la captura de 2.000 prisioneros en Mechili y la toma de Derna, todo ello el 6 de abril.

El 9 de abril la vanguardia de Rommel alcanzó la frontera libio-egipcia en Bardia, con lo que había recuperado casi todo el territorio de la Cirenaica que anteriormente habían perdido los italianos ante el empuje de O’Connor. Tan sólo Tobruk permanecía en poder de los británicos, que fueron rodeados en esa plaza por insuficientes fuerzas el 11 de abril, y digo insuficientes porque los tres ataques para tomar esa posición, realizados en abril (días 13, 14 y 30), así lo confirmaron. No quiero extenderme en este asunto sobre la “postura” de la inteligencia italiana en esas fechas, pues no viene al caso.

Lo que importa subrayar para el caso que nos interesa (las anotaciones de Halder son del 23 de abril de 1941) es lo siguiente:

1) Las unidades alemanas que participaron en esas operaciones conducidas por Rommel entre el 24 de marzo y el 30 de abril pertenecían a la 5ª División Ligera: tres batallones de infantería, un regimiento de tanques, un batallón de reconocimiento, un batallón de artillería ligera, un batallón antitanque, un batallón de ingenieros y un batallón de señales. Su fuerza organizacional era de 12.000 hombres.

2) Rommel asumió la responsabilidad de realizar el grueso de sus operaciones sin las necesidades logísticas suficientemente cubiertas. ¿Por qué? No porque desconociera la logística o por su falta de preparación como oficial de estado mayor (como muchos ignorantes atrevidos, Van Creweld incluído, afirman), sino porque esperar refuerzos de suministros (especialmente combustible) le haría perder su contacto con los británicos, frustrándose de esa manera la oportunidad de explotar la ventaja táctica (contaba además en esos momentos con superioridad aérea) que mantenía.

3) Contra el parecer de sus principales comandantes, Rommel decidió llevar el principal esfuerzo de su avance hacia Mechili y Derna a través del desierto, en vez de seguir la menos dificultosa vía costera. Esta decisión fue la clave para conseguir el factor decisivo de la sorpresa táctica.

4) Esta primera operación ofensiva de Rommel y su primer gran y espectacular éxito en el Desierto Occidental (capturas de Agedabia, Bengasi, Mechili y Derna) cobra más mérito si tenemos en cuenta que cuando Rommel llegó a Trípoli los italianos fueron siquiera incapaces de proveerle con mapas adecuados del terreno de operaciones (y llevaban un montón de tiempo en Libia). Esa fue la razón por la cual tuvo que ser Rommel personalmente quien estudiase el terreno. Los primeros (y cruciales) mapas que se hizo Rommel en Libia fue los que obtuvo de los británicos capturados. Y es también importante subrayar que los alemanes carecían de experiencia previa de combates en el desierto. Todo ello, junto con el riesgo calculado que asumió Rommel en la segunda etapa de su ofensiva, explica los no pocos contratiempos que los alemanes tuvieron en esa, sin embargo, exitosa ofensiva.

Ahora es necesario considerar una cuestión que no pocas veces se comprende bien, cuando se habla de estrategia y de táctica como niveles de la guerra. Desde mediados del siglo XIX (Moltke el Viejo) comenzó a introducirse la base de lo que más tarde, a principios de la década de 1920 en Rusia, sería conocido como arte operacional. Moltke el Viejo fue el primero en utilizar el concepto de “estado mayor operativo”. A partir de esas fechas comenzó a hablarse de la guerra en los tres niveles que devinieron clásicos: estratégico, operacional y táctico. Es interesante, sin embargo, observar que la doctrina militar británica actual considera cuatro niveles de la guerra:

• Gran Estrategia: “la aplicación de los recursos nacionales para lograr objetivos políticos. Incluyen invariablemente los recursos económicos, diplomáticos y militares

• Estrategia Militar: “la aplicación de los recursos militares para conseguir los objetivos de la Gran Estrategia. De esta forma los Niveles de Gran Estrategia y Estrategia Militar, juntos, abarcan el arte y la ciencia del empleo de la fuerza armada para lograr un objetivo político”.

• Operacional: “La articulación de campañas y operaciones mayores se construye y dirige al Nivel Operacional para el cumplimiento de una directiva estratégica. Éste es el nivel que proporciona el engranaje entre los objetivos estratégicos militares y toda actividad táctica en el teatro de operaciones”.

• Táctico: “las batallas y combates dentro de una secuencia de operaciones mayores se planifican y ejecutan al Nivel Táctico para lograr los objetivos operacionales de una campaña”.

Bien, las definiciones anteriores corresponden al Volumen 1 (Operaciones) de la Doctrina del Ejército Británico (DGD&D/18/34/46 Army Code No 71565) de junio de 1994.

Por tanto, quede bien claro que de Rommel en África debemos hablar de los niveles de la guerra que estuvieron paulatinamente bajo su responsabilidad: primero el nivel táctico, luego el operacional.

¿Qué consiguió Rommel con su ofensiva táctica de 24 de marzo de 1941? Además del castigo y pérdidas que infligió a las formaciones británicas, Rommel consiguió dos importantes objetivos, Bengasi y Derna, que cambiaban sustancialmente su situación operacional. ¿Qué cambió desde que Rommel llegó a Trípoli el 11 de febrero de 1941 hasta su captura de Bengasi y Derna?

Entre febrero y mayo de 1941 el transporte del Eje de tropas y suministros a través del Mediterráneo funcionó sin interrupción. Los convoyes alcanzaban Trípoli regularmente y casi sin pérdidas. Inmediatamente después de su captura, Bengasi fue utilizado como puerto de desembarque. A petición del mando alemán, los submarinos italianos fueron utilizados ya en abril de 1941 para transportar fuel a los elementos más avanzados del Afrika Korps, desembarcando su mercancía en Derna. La navegación costera a lo largo de la costa africana fue organizada con pequeños barcos y veleros con motores auxiliares” [Alfred Toppe: Desert Warfare, p. 14]

Como se puede observar, las ventajas y ganancias tácticas brindan nuevas oportunidades operacionales que pueden dejar sin sustancia un objetivo operacional previo, cual era la defensa de Tripolitania encargada inicialmente a Rommel.

Las quejas de Halder (abril de 1941) sólo se entienden porque su atención, en esos momentos, estaba puesta exclusivamente en el Este, y no quería saber absolutamente nada de otra cosa. Y no ponen al oficial jefe del estado mayor del OKH en buen lugar, porque uno de los peores errores de un buen jefe de estado mayor es no saber apreciar las ventajas operacionales (y los potenciales objetivos estratégicos militares) que deparan las operaciones tácticas exitosas. Pero la estrategia militar alemana, que nunca estuvo clarificada, ya había sido maltratada en el verano de 1940 cuando Hitler y sus principales asesores militares (Halder a la cabeza), no supieron o no quisieron reconocer el verdadero objetivo estratégico político-militar de la guerra: acabar con Gran Bretaña.

Saludos cordiales
José Luis
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)

wilhelm heidkamp
Miembro
Miembro
Mensajes: 311
Registrado: Lun Jul 25, 2005 7:56 pm
Ubicación: Comunidad Valenciana (España)
Contactar:

Mensaje por wilhelm heidkamp » Sab Sep 03, 2005 6:03 pm

Si se me permite me gustaría simplemente hacer una puntualización:
Werto escribió:...(...)...El resultado fue que los alemanes despilfarraron una importante fuerza motorizada en Áfrika para no obtener nada cuando en la URSS se estaba jugando el destino de la guerra. (...)
El pequeño Deutsches Afrika Korps y luego el Panzerarmee Afrika, no pueden ser considerados en buen lógica un despilfarro de recursos. Quizá el éxito estratégico del DAK no fue tanto el tomar Tobruk o llegar al Alamein y sus constantes idas y venidas en una y otra dirección, sino algo mucho más importante: La fijación en ese secundario teatro de guerra de importantísimas unidades Aliadas que no fueron empleadas en otras operaciones. Durante todo 1941 y 1942 el esfuerzo principal de Gran Bretaña se centró en reforzar el Mediterráneo y África en particular debido al "molesto e insignificante" DAK que estaba dejando en evidencia una y otra vez a diferentes mandos ingleses. En esa zona se concentraron las divisiones surafricanas, australianas o neozelandesas, las indias y de voluntarios de la Francia Libre, Griegas, etc. A ese teatro fueron enviados los primeros carros de combate norteamericanos conseguidos por Churchill, los mejores aviones...

En ese mismo teatro se consumieron grandes cantidades de medios navales y aeronavales, con numerosos hundimientos y derribos, con Malta por medio, etc, etc.

En ese teatro se vieron obligados a desembarcar en colonias de la Francia de Vichy los norteamericanos en 1942 para intentar acorralar por el este y el oeste al Panzerarmee Afrika en Túnez...

En resumen, las reducidas fuerzas alemanas en África consiguieron fijar una enorme cantidad de recursos navales, aéreos y terrestres enemigos que no se emplearon en ninguna otra parte (por ejemplo escoltando convoyes en el Atlántico contra los Uboote o en el Pacífico). Hasta que (a partir de una abrumadora superioridad material y logística) los Aliados no controlaron completamente el Norte de África, no se aventuraron a desembarcos en Sicilia e Italia, y mucho menos en Francia. Simplemente, había demasiados recursos "enganchados" en África. De no ser por el "secundario" teatro africano, Overlord y la reconquista de Europa podrían haberse iniciado un año antes y la guerra hubiera durado menos tiempo, habría costado menos recursos y muchas menos vidas.

A la postre, en mi humildísima opinión, este fue el gran éxito de Rommel y el Afrika Korps. (Y el de haber forjado una leyenda). ¿Despilfarro de medios? Pocas veces tan pocos han conseguido tanto. Y sinceramente, los recursos de Rommel en Rusia no hubieran hecho variar el signo de la guerra en el Este, pero sin embargo fueron de mucha utilidad para Hitler en Occidente retrasando el "salto" al continente.

Saludos, Willy.
http://tecnica-militar.fateback.com
http://tecnicamilitar.forum.ijijiji.com

Avatar de Usuario
Chuikov
Administrador
Administrador
Mensajes: 682
Registrado: Mié Jun 15, 2005 9:38 pm
Ubicación: Granada, ESPAÑA

Mensaje por Chuikov » Sab Sep 03, 2005 8:23 pm

Hola,

José Luis, me lo has dejado claro; gracias.

A los demás, gracias también por vuestros puntos de vista.

Saludos...
Carpe Diem

Werto
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 807
Registrado: Mié Ago 17, 2005 5:19 am
Ubicación: Donde la consejería de eduación estime oportuno, Asturias, España

Mensaje por Werto » Sab Sep 03, 2005 10:54 pm

Bueno, para quienes no lo sepan, recordaremos que la mitad de la provincia de Cirenaica seguía bajo control Italiano el 11 de febrero de 1941, de hecho Cirenaica no acaba cerca del emplazamiento de ciudad romana de Leptis Magna, Cirenacica no acaba en Bengasi, aún queda la mitad de la región. De hecho el rio Wadis Leva marcaba la delimitación de la provincia de Cirenaica.

No esta de más apuntar que la división de la actual Libia entre las regiones de Tripolitana y Cirenaica no tiene nada que ver con la administración italiana, sino con la división y parcelación romana –con su origen en la administración anterior- del territorio.

De manera que esta frase carece de sentido. Es de hecho un reflejo del limitado -¿Nulo?- conocimiento histórico y sobre todo geográfico del autor. Si damos lecciones de geografía deberíamos documentarnos un poco más.

"...Cirenaica ya estaba en poder de los británicos cuando Rommel (y sus primeras unidades) llegó a Trípoli. Libia se conocía entonces mucho mejor por sus nombres regionales de Tripolitania y Cirenaica, la primera región en poder italiano y la segunda en poder británico cuando Rommel llegó a Trípoli en febrero de 1941..."

El objetivo de Rommel en África era evitar la caída total de Cirenaica en manos británicas, de manera extendida evitar la caída de toda la actual Libia, evitando las posibles consecuencias políticas de dicha acción –salida de Italia de la Guerra-.

Ahora pasamos a la definición de estrategia:

Las acciones militares son –todas- por definición tácticas al servicio de unos objetivos estratégicos y básicamente económicos, cuyo planteamiento no corresponde al ámbito militar.
Una vez planteados los objetivos estratégicos se decide que medios tácticos se deben emplear en su consecución, siendo la fuerza militar, junto con muchos otros, uno de dichos medios tácticos.

Siendo estrictos deberíamos sacar la estrategia del campo de actuación militar, puesto que el planteamientos de sus objetivos –actos estratégicos- no corresponde a su esfera de actuación –actos tácticos en post de la consecución de un objetivo estratégico-.

La plasmación de objetivos estratégicos parciales o secundarios –que en realidad y siendo estrictos serían tácticos- esta en función de lo estimado necesario para la consecución de un objetivo estratégico principal.

Tomando como referencia los criterios que utiliza el ejército británico llegamos a la inevitable conclusión de que sólo el punto A, Gran Estrategia, es en realidad un acto estratégico, siendo los 3 restantes actos tácticos en post de un objetivo estratégico

La fuerza militar, como indicas es un recurso más para la consecución de un objetivo estratégico, es por tanto un medio táctico para la consecución de dicho objetivo.

Por otra parte aplicar criterios del ejército británico de 1944 a la actuación de Rommel en 1941-42 es algo como poco curioso. Sobre todo históricamente. Espero que nos suene el concepto extrapolar, y porque invalidad un paralelismo.

En el teatro al que nos referimos el objetivo estratégico principal era evitar la salida de Italia de la guerra, no conquistar Egipto. Para esto desde luego Rommel extralimito de manera absolutamente innecesaria su actuación, consumiendo más recursos de los necesarios en una serie de actos que nada tenían que poco o nada tenían ver con su objetivo estratégico.

Por otra parte si el objetivo de Rommel fuera como dices, Jose Luis, evitar la caída de Tripolitana estarías reforzando aún más su incapacidad para atenerse a sus objetivos. La conquista de Egipto poco tiene que ver con la defensa de Tripolitana, y alargar tus líneas de suministros hasta 2.000 kilómetros no parece una buena forma de evitar la caída de Tripolitana en manos enemigas.

Como expones, y sin entrar a si esta función era o no un despilfarro de los medios italianos, que se sentirían como meros recaderos de los alemanes:

“…A petición del mando alemán, los submarinos italianos fueron utilizados ya en abril de 1941 para transportar fuel a los elementos más avanzados del Afrika Korps, desembarcando su mercancía en Derna. La navegación costera a lo largo de la costa africana fue organizada con pequeños barcos y veleros con motores auxiliares” La navegación costera a lo largo de la costa africana fue organizada con pequeños barcos y veleros con motores auxiliares” [Alfred Toppe: Desert Warfare, p. 14]

En definitiva una magnifica formar de organizar la intendencia y avituallamiento logístico de una fuerza militar. Luego Rommel se preguntaría porque resultaba complicado, cuando no imposible, enviarle “dos divisiones acorazadas más”. Cuanto más se alejara Rommel de Cirenaica/Tripolitana –hagamos una concesión- más complicaciones logísticas tendría, y sus submarinos y veleros, por no hablar de sus camiones, más complicaciones tendrían para mantener el ritmo de suministros del DAK. Y todo esto sin olvidar que las instrucciones de Rommel eran defender Cirenaica/Tripolitana, no conquistar Egipto.

En el siguiente ejemplo tenemos un caso claro que refleja la extralimitación de Rommel:

Como se puede observar, las ventajas y ganancias tácticas brindan nuevas oportunidades operacionales que pueden dejar sin sustancia un objetivo operacional previo, cual era la defensa de Tripolitania encargada inicialmente a Rommel….”

Es decir, si Rommel se atribuyo para sí mismo un nuevo objetivo estratégico, la conquista de Egipto, lo cierto es que esta tarea no le correspondía a él. Para empezar porque la viabilidad de la realización de dicho objetivo estaba en función de la disponibilidad general de recursos.

Otra cosa muy diferente es que dicho objetivo fuese o no correcto. Pero en cualquier caso esto no le correspondía a Rommel plantearlo.

Cuando Rommel se atribuyo a sí mismo una tarea para la que no tenía asignados medios estaba de hecho extralimitando su función, desobedeciendo sus instrucciones, y planteando serios problemas al estado mayor del ejército alemán, que tenía entre manos otra tarea mucho más complicada y bastante más relevante.

Cambiando de tercio:

“…Quizá el éxito estratégico del DAK no fue tanto el tomar Tobruk o llegar al Alamein y sus constantes idas y venidas en una y otra dirección, sino algo mucho más importante: La fijación en ese secundario teatro de guerra de importantísimas unidades Aliadas que no fueron empleadas en otras operaciones…”

La verdad es que no comparto en absoluto dicha apreciación, los británicos por si mismos eran incapaces de abordar directamente la conquista del continente. Por otra parte la existencia o no del DAK en África no les impidió de ninguna manera intentar un desembarco inviable, por ejemplo en Dieppe, o mandar tropas y recursos allí donde creían que eran necesarias, Grecia, Birmania, Australia, o abordar otras operaciones, contra Diego Suarez por ejemplo.

Una vez EE.UU. entro en guerra la situación del DAK, y en general la del eje, era ya insostenible. Pienso que los anglo-americanos podían haber iniciado Overlord mucho antes, ya fuera en el sur de Francia, Grecia o Balcanes, pero la verdadera intención de Churchill era que la URSS y Alemania se desangraran mutuamente. Al igual que en Munich en 1938 para los conservadores británicos el verdadero enemigo seguían siendo los comunista y no los alemanes. De hecho los británicos quisieron retrasar Overlord hasta 1945.

[/quote]

Werto
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 807
Registrado: Mié Ago 17, 2005 5:19 am
Ubicación: Donde la consejería de eduación estime oportuno, Asturias, España

Mensaje por Werto » Sab Sep 03, 2005 11:28 pm

Fe de erratas:

debería de poner:

"...de hecho Cirenaica no acaba hasta cerca del emplazamiento de ciudad romana de Leptis Magna...".

Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 9441
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

Mensaje por José Luis » Dom Sep 04, 2005 12:59 am

Estimado Werto,

Estás considerando un capítulo de la historia de Rommel que yo no he tocado. Mis comentarios han sido una respuesta a la extrañeza de Chuikov por los apuntes de Halder de finales de abril de 1941, y, en consecuencia, sólo he hablado de la primera ofensiva de Rommel, hasta la captura de Derna.

Tú ya tienes una opinión formada sobre las capacidades militares de Rommel en la IIGM. Yo no tengo ningún interés en discutirla, como creo que has podido comprobar en mi anterior post, pues ya se volvió una tarea "forística" insufrible por repetitiva durante más de dos años. Así, que cada cual exponga lo que considere oportuno. ¡Ancha es Castilla!

Por cierto, no aplico los criterios de doctrina británica de 1944, sino las definiciones de los niveles de la guerra según la doctrina británica publicada en 1994, y sólo a efectos explicativos.

Saludos cordiales
José Luis
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)

Werto
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 807
Registrado: Mié Ago 17, 2005 5:19 am
Ubicación: Donde la consejería de eduación estime oportuno, Asturias, España

Mensaje por Werto » Mar Sep 06, 2005 12:24 am

Bueno, Jose Luis, yo intento lo mismo. Explicar la desavenecias entre Rommel y Haldes. Y si es cierto que existián rencillas personales entre Rommel y Halder no lo es menos que la actitud de Rommel rozaba la insubordinación.

En cualquier caso desde luego esto no parece una buena forma de no empezar una discusión, y más cuando Cirenaica no estaba totalmente, apenas su mitad, bajo control británico:


"...Cita de Werto: [“El objetivo del envio de tropas alemanas a áfrica era evitar la caida de Cirenaica en manos británicas, porque los alemanes pensaban que podría acarrear la salida de Italia de la guerra, en ningún momento se plateban acciones ofensivas sobre Tobruck, y ya mucho menos sobre Egipto”].

La frase es una buena tarjeta de presentación del limitado conocimiento que su autor tiene del tema en cuestión..."

Me parece estupendo que exista gente a la que le parezca maravaillosa la actuación de Rommel en África, pero hay varios puntos que no son discutibles:

1) Rommel ignoro las instrucciones de sus superiores -fuesen o no correctas, ese es otro punto-.

2) Rommel se extralimito en sus funciones, evitando además la cadena de mando ordinaria del ejército alemán siempre que pudo para otener cuantos recursos pudo, al objeto de lanzarse sobre Egipto. Porbablemnete cualquier otro general hubiese sido como poco relevado del mandopor hacer lo mismo.

3) El obejtivo estratégico de los alemanes en Libia era evitar la salida de Italia de la guerra. Rommel se atribuyo a sí mismo un nuevo objetivo no previsto por el OKW, para el que desde luego -a los hechos podemos remitirnos- no disponía de los recursos necesarios.

4) Rommel al desobedecer sus instrucciones e iniciar una campa ofensiva compliacab de manera exponencial las dificultadds logísticas de avitualla la DAK.

5) El DAK consumia -sobre porque en el desierto es imposible una guerra ofensiva sin una motorización completa- una parte importante de los recursos mecanizados del ejército Alemán. Posiblemente estos recursos fuesen más necesarios en la URSS.

Ahora es donde empiezan las hipótesis:

1) Si examinamos el desarrollo táctico de las batallas venciadas por el DAK en áfrica nos encontramos con que son casi todas exitos defensivos, forzando a los británicos a iniciar un ataque desventajoso sobre las posiciones alemanas. No creo que existan problemas para pensar que Rommel podía haberse sostenido defensivamente en lo que quedaba de Cirenaica sin problemas, y sin la necesidad de iniciar acciones ofensivas.

2) Con Creta conquistada los británicos hubiesen tenido complicaciones infinitas para avituallar sus fuerzas en Cirenaica.

La verdad es que las desavenecias entre Halder y Rommel estan más que justificadas, si la base del servicio militar es la disciplina la actuación de Rommel resulta injustificable.

Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 9441
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

Mensaje por José Luis » Mar Sep 06, 2005 2:43 am

Werto escribió:Bueno, Jose Luis, yo intento lo mismo. Explicar la desavenecias entre Rommel y Haldes. Y si es cierto que existián rencillas personales entre Rommel y Halder no lo es menos que la actitud de Rommel rozaba la insubordinación.

En cualquier caso desde luego esto no parece una buena forma de no empezar una discusión, y más cuando Cirenaica no estaba totalmente, apenas su mitad, bajo control británico:


"...Cita de Werto: [“El objetivo del envio de tropas alemanas a áfrica era evitar la caida de Cirenaica en manos británicas, porque los alemanes pensaban que podría acarrear la salida de Italia de la guerra, en ningún momento se plateban acciones ofensivas sobre Tobruck, y ya mucho menos sobre Egipto”].

La frase es una buena tarjeta de presentación del limitado conocimiento que su autor tiene del tema en cuestión..."
Estimado Werto,

Sigues empeñado en tus trece con la definición histórica que te sacas correctamente de la Cirenaica para justificar el error que cometiste en tu primer post. Si estuvieras hablando de un hecho acaecido antes de 1912, yo no te objetaría nada. Pero nosotros estamos hablando de la Cirenaica en 1941, y en esa época toda la Cirenaica (kilómetro arriba-abajo) estaba en poder de los británicos. Te será fácil comprobar que “En septiembre de 1911, con el estallido de la guerra entre Italia y Turquía, Cirenaica fue ocupada por los italianos. Al final de la guerra, en octubre de 1912, Turquía cedió Cirenaica y Trípoli (que se rebautizó como Tripolitania) a Italia, que las unificó en la colonia de Libia en 1934” (Enciclopedia Encarta).

Si coges un mapa de la época comprobarás que Cirenaica viene delimitada por la extensión comprendida entre El Agheila y Bardia (con Agedabia, Beda Fomm, Bengasi, Msus, Mechili, Cirene, Derna, Tobruk, El Adem y Derna en medio, principalmente). Tripolitania era el área comprendida entre Trípoli y El Agheila (con Hams, Tarhouna, Misurata, Buerat y Sirte en medio, principalmente).

Yo no entiendo cuál es la razón que imposibilita a una persona para reconocer un propio error (todos los cometemos), siendo algo tan sencillo y honesto. Es esta disposición que he observado en algunos de tus mensajes en el Foro, la que me aconseja no entrar en debate contigo, pues mal se puede debatir (sin entrar en una absurda discusión) cuando uno de los interlocutores no está dispuesto a reconocer siquiera algo tan evidente como lo que nos ha ocupado.

Por eso espero que me disculpes el que no desee entrar a debatir contigo un tema, sin embargo, tan interesante como es la guerra en el Desierto Occidental y el comportamiento de sus protagonistas.

Saludos cordiales
José Luis
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)

Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 9441
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

Mensaje por José Luis » Mar Sep 06, 2005 3:08 am

Éste es el primer mapa que me ha salido en Google:

Imagen

Ya buscaré con más tiempo uno que refleje el teatro de operaciones en febrero de 1941.

Saludos cordiales
José Luis
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)

Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 9441
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

Mensaje por José Luis » Mar Sep 06, 2005 3:18 am

No soy capaz de descargarme esta imagen, pero en el enlace que señalo viene perfectamente definido el teatro de operaciones y la Cirenaica:

http://www.military.com/Resources/Resou ... _map34.htm

Saludos cordiales
José Luis
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)

Werto
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 807
Registrado: Mié Ago 17, 2005 5:19 am
Ubicación: Donde la consejería de eduación estime oportuno, Asturias, España

Mensaje por Werto » Mar Sep 06, 2005 3:21 am

Nada, seguimos empeñados en negar lo evidente. Busca donde esta la localización de Leptis Magna, veras que esta porxima al emplazamiento de la actual ciudad de Surt.

La delimitación entre Cirenaica y Tripolitana esta estableciendo aproximadamente una línea recta en Zilla y Surt, como veras los británicos aún estaban a unos 200-300 kilómetros de ahí, si somos estrictos y proyectamos la ínea de frente hasta la frontera con Chad probablemente aún les quedase por ocupar una superficie mayor al tamaño de Portugal.

Werto
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 807
Registrado: Mié Ago 17, 2005 5:19 am
Ubicación: Donde la consejería de eduación estime oportuno, Asturias, España

Mensaje por Werto » Mar Sep 06, 2005 3:55 am

Coge la delimitación de las "provincias" de Cirenaica y Tripolitana -aunque sea visualmente sobre el mapa que subiste- comparalo despñues con el mapa de operaciones y vera que casi la mitad de Cirenaica, cuando no más, estaba libre de británicos.

Responder

Volver a “Frente africano y mediterráneo”

TEST