Enemigo a las puertas

Películas ambientadas en la Segunda Guerra Mundial

Moderador: David L

Enemigo a las puertas

Notapor bycicleto » Dom Ago 20, 2006 1:40 am

El otro día me quede hasta bien tarde viendo esa película, pero la verdad es que me esperaba más. Muchos amigos la ponían a la altura de Salvar al soldado Ryan, y personalmente a mi esta última me parece mucho mejor. En mi opinión, es una película de francotiradores, ambientada en la Segunda Guerra Mundial, igual que podría estarlo en la del Golfo. Se basan en el joven francotirador ruso que en realidad existió (lo sé), pero la película pasa de tener batallas, variedad, verse la publicidad que el ejército soviético le daba....a un duelo entre dos francotiradores, (a él el alemán nunca le da, pero lo que es a sus acompañantes...)

En fín, ¿que os parece esta película?

En mi opinión:
Salvar al soldado Ryan---->peliculón
El día más largo---->peliculón
Enemigo a las puertas-----> entretenida

Un saludo.


PD: los fans de la película no se enfaden, es mi humilde opinión :lol:
Imagen

"¿E irás a Flandes, mi querida Mally?
¿Para ver a los grandes generales, mi preciosa Mally?
Lo que verás serán las balas volar,
y a las mujeres oirás llorar,
y a los soldados morir verás,
mi querida Mally".
Canción de los soldados del duque de Marlborough, principios del siglo XVIII
Avatar de Usuario
bycicleto
Miembro distinguido
Miembro distinguido
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 742
Registrado: Mié Jul 26, 2006 3:11 am
Ubicación: Valencia (España)

Notapor Jesús Hernández » Dom Ago 20, 2006 7:54 am

En su momento fue la película europa con presupuesto más alto, por lo que seguramente tendrá el récord de más cantidad de dinero desperdiciado...

Eso sí, la primera secuencia es memorable, el paso del Volga por las tropas rusas, con el impactante ataque de los Stukas; impresionante, pese a los efectos digitales un poco baratos.

Pero el resto es pura basura; una historia de amor metida con calzador, calcada de "Pearl Harbor", con chica mona de por medio, disputada por dos amigos, para que el público femenino también acuda al cine.

Total; la historia de guerra queda vacía y la historia de amor no se la cree nadie.

Además, los actores son pésimos, no se creen la historia, no pegan para nada en el ambiente. Se nota que no han cogido un fusil en su vida. Tenían que haber cogido actores desconocidos y gastarse el dinero de los sueldos de las "estrellas" en más bombas y explosiones.

El ejemplo a seguir es Salvar al soldado Ryan; cine bélico sin concesiones, si te gusta bién y, si no, eso es lo que hay (por cierto, imprescindible el making of que sale en la versión de coleccionista).

Saludos!
ImagenImagen
"Leer mucho es contraproducente".
Mao Zedong (1893-1976)
http://es-la-guerra.blogspot.com
Jesús Hernández
Miembro Honorario
Miembro Honorario
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 373
Registrado: Dom Abr 02, 2006 11:27 pm
Ubicación: Barcelona (España)

Notapor jesus2 » Dom Ago 20, 2006 5:53 pm

La película está basada en el libro Enemy at the gates, publicado aquí en España como La batalla de Stalingrado, de William Craig. La parte de la historia del francotirador en su libro Craig la sacó de las memorias de Vassily Zaitsev, el cual existió, al igual que Tania Chernova ( que, por cierto, era rubia. )

El que no existió fue su contrapartida alemana, en algunas "fuentes" ( todas soviéticas ) es el capitán de las SS Thorwald. En otras "fuentes" es el Mayor Königs, o Koenig ( tres nombres, dos rangos y dos ejércitos distintos para la misma persona.... curioso. ) Y ni siquiera el duelo ocurre en el libro como aparece en la película.

El niño ( que también existió ) fue ahorcado, efectivamente. Pero no por el alemán inexistente ( entre otras cosas, porque no existió ), sino por tropas alemanas, tras un juicio, pues, efectivamente, era zapatero de los alemanes, y espía de los soviéticos. Su actuación en el libro de Craig sobre el duelo de francotiradores es inexistente.

En fin, la película, como dicen los compañeros, es entretenida. Un pequeño calco, aunque muy libremente interpretado, del libro de Craig. Stalingrado a mí me gustó mucho más.

Saludos al foro.
Última edición por jesus2 el Dom Ago 20, 2006 7:53 pm, editado 1 vez en total
ImagenImagenImagen
En la vida no existe la Suerte, ni siquiera la buena o mala suerte, como dicen los que dicen que saben de ella. Existe el Destino. Y sobre todo, el Destino que cada uno quiera labrarse para sí mismo. ( Yo mismo )
jesus2
Miembro distinguido
Miembro distinguido
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 564
Registrado: Mar Ago 09, 2005 10:49 pm
Ubicación: España, Deutschland, United Kingdom

Notapor V.Manstein » Dom Ago 20, 2006 6:11 pm

Querido Jesus2, Stalingrado es quizás la mejor película bélica europea que yo recuerde y la otra es una basurrilla al estilo americano sin el menor interés histórico ni intención de tenerlo. Por otro lado la película de Spielberg se convierte en un tostón a partir del desembarco ( a mi juicio ).
Soldat im 20.Jahrhundert
ImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagen
Avatar de Usuario
V.Manstein
Moderador Honorario
Moderador Honorario
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 788
Registrado: Lun Jun 13, 2005 6:28 pm
Ubicación: Cantabria/Canarias

Notapor maximus » Lun Ago 21, 2006 1:01 am

A mí de "Enemigo a las puertas" me gusta un aspecto que nadie ha mencionado: el papel de la propaganda y los comisarios políticos. Me parece inteligente que una película europea aborde este asunto. Desde luego, mucho más inteligente que las historias de cowboys de "Salvar al soldado Ryan".
maximus
 

Notapor platoon » Mar Ago 22, 2006 6:08 pm

comparto lo que dices Jesus, es más, me estoy leyendo en este momento dicho libro y acabo de pasar sobre lo que narra sobre Vasili, es la segunda vez que me lo estoy leyendo. :x . Ser´re friki!!! juuassss..

Tan solo añadir, que tan solo dicen que fueron amantes y la historia de cada uno, creo que sí dice que en el libro, pero miraré más atrás, que si enviaron a ese tal francotirador alemán, en el libro lo dice claramente. El libro dice que efectivamente se envió a un "tal" comandante Konings, como dejando entreveer que no está seguro el autor de que dicho nombre sea el correcto, o incluso que efectivamente se enviase...Aquí os pongo la cita textual en el libro que me estoy leyendo.


"Ahora era un héroe nacional y, como su nombre se esparció a través de la tierra de nadie, los alemanes tomaron un excesivo interés por él. Llamaron a Berlín para que viniese un tal comandante Konings para que lo matase."



En el libro además, se adjunta una foto que no puedo scanear (lo siento), y que dice así a pie de la foto. "El célebre francotirador ruso Vasili Zaitzev (alejado a la derecha), observa cómo el general Vasili Chuikov examina su mortífera arma. En el centro, el comisario Kuzma Gurov."


A medida que siga leyendo, se que luego habla de nuevo sobre Vasili, cuando llegue, veré si el autor da más datos sobre la historia y lo postearé. Se que habla más adelante, incluso sobre el enfrentamiento con Konings, ya que como dije, ya me leí el libro. Cuando llegue os cuento lo que Craig explica en su libro. :wink:
GEORGE S. PATTON: Agárralo por la nariz, para darle una buena patada en el culo.
Imagen
http://www.1spanishcompany.co.uk/foros/
platoon
Miembro
Miembro
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 74
Registrado: Jue Jun 22, 2006 1:21 am

Notapor Untergefreiter » Mié Ago 23, 2006 8:03 am

Aqui tienes una versión del propio Vassily Zaitzev, en la que rememora su dudoso duelo con el "super-francotirador" alemán. La fuente es The Battle For Stalingrad, del Mariscal Vassily Chuikov.


'The arrival of the Nazi sniper set us a new task : we had to find him, study his habits and methods, and patiently await the right moment for one, and only one, well-aimed shot.

'In our dug-out at nights we had furious arguments about the forthcoming duel. Every sniper put forward his speculations and guesses arising from his day's observation of the enemy's forward positions. All sorts of different proposals and "baits" were discussed. But the art of the sniper is distinguished by the fact that whatever experience a lot of people may have the outcome of an engagement is decided by one sniper. He meets the enemy face to face, and every time he has to create, to invent, to operate differently.

'There can be no blue-print for a sniper; a blue-print would be suicide.

'Just the same, where was the sniper from Berlin ?—we asked ourselves. I knew the style of the Nazi snipers by their fire and camouflage and without any difficulty could tell the experienced snipers from the novices, the cowards from the stubborn, determined enemies. But the character of the head of the school was still a mystery for me. Our day-by-day observations told us nothing definite. It was difficult to decide on which sector he was operating. He presumably altered his position frequently and was looking for me as carefully as I for him. Then something happened. My friend Morozov was killed, and Sheykin wounded, by a rifle with telescopic sights.

Morozov and Sheykin were considered experienced snipers; they had often emerged victorious from the most difficult skirmishes with the enemy. Now there was no doubt. They had come up against the Nazi "super-sniper" I was looking for. At dawn I went out with Nikolay Kulikov to the same positions as our comrades had occupied the previous day. Inspecting the enemy's forward positions, which we had spent many days studying and knew well, I found nothing new. The day was drawing to a close.

Then above a German entrenchment unexpectedly appeared a helmet, moving slowly along a trench. Should I shoot ? No ! It was a trick : the helmet somehow or other moved unevenly and was presumably being held up by someone helping the sniper, while he waited for me to fire.

' "Where can he be hiding ?" asked Kulikov, when we left the ambush under cover of darkness. By the patience which the enemy had shown during the day I guessed that the sniper from Berlin was here. Special vigilance was needed.

'A second day passed. Whose nerves would be stronger ? Who would outwit whom ?

'Nikolay Kulikov, a true comrade, was also fascinated by this duel.

He had no doubt that the enemy was there in front of us, and he was anxious that we should succeed. On the third day, the political instructor, Danilov, also came with us to the ambush. The day dawned as usual: the light increased and minute by minute the enemy's positions could be distinguished more clearly. Battle started close by, shells hissed over us, but, glued to our telescopic sights, we kept our eyes on what was happening ahead of us.

' "There he is ! I'll point him out to you !" suddenly said the political instructor, excitedly. He barely, literally for one second, but carelessly, raised himself above the parapet, but that was enough for the German to hit and wound him. That sort of firing, of course, could only come from an experienced sniper.

'For a long time I examined the enemy positions, but could not detect his hiding place. From the speed with which he had fired I came to the conclusion that the sniper was somewhere directly ahead of us.

I continued to watch. To the left was a tank, out of action, and on the right was a pill-box. Where was he? In the tank? No, an experienced sniper would not take up position there. In the pill-box, perhaps? Not there either—the embrasure was closed. Between the tank and the pill-box, on a stretch of level ground, lay a sheet of iron and a small pile of broken bricks. It had been lying there a long time and we had grown accustomed to its being there. I put myself in the enemy's position and thought—where better for a sniper? One had only to make a firing slit under the sheet of metal, and then creep up to it during the night.

'Yes, he was certainly there, under the sheet of metal in no-man's-land. I thought I would make sure. I put a mitten on the end of a small plank and raised it. The Nazi fell for it. I carefully let the plank down in the same position as I had raised it and examined the bullet-hole.

It had gone straight through from the front; that meant that the Nazi was under the sheet of metal.

' "There's our viper!" came the quiet voice of Nikolay Kulikov from his hide-out next to mine.

'Now came the question of luring even a part of his head into my sights. It was useless trying to do this straight away. Time was needed. But I had been able to study the German's temperament. He was not going to leave the successful position he had found. We were therefore going to have to change our position.

'We worked by night. We were in position by dawn. The Germans were firing on the Volga ferries. It grew light quickly and with day-break the battle developed with new intensity. But neither the rumble of guns nor the bursting of shells and bombs nor anything else could distract us from the job in hand.

'The sun rose. Kulikov took a blind shot: we had to rouse the sniper's curiosity. We had decided to spend the morning waiting, as we might have been given away by the sun on our telescopic sights. After lunch our rifles were in the shade and the sun was shining directly on to the German's position. At the edge of the sheet of metal something was glittering: an odd bit of glass or telescopic sights? Kulikov carefully, as only the most experienced can do, began to raise his helmet. The German fired. For a fraction of a second Kulikov rose and screamed. The German believed that he had finally got the Soviet sniper he had been hunting for four days, and half raised his head from beneath the sheet of metal. That was what I had been banking on. I took careful aim. The German's head fell back, and the telescopic sights of his rifle lay motionless, glistening in the sun, until night fell . . .'
Untergefreiter: Junior private. No such rank existed in the German forces – it referred to a civilian, of even lower status than a private.

"War is a profession by which a man cannot live honorably; an employment by which the soldier, if he would reap any profit, is obliged to be false, rapacious, and cruel."
Niccolo Machiavelli
Avatar de Usuario
Untergefreiter
Miembro distinguido
Miembro distinguido
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 501
Registrado: Vie Jun 23, 2006 10:34 am
Ubicación: Bahía Blanca, Argentina

Notapor platoon » Mié Ago 23, 2006 7:04 pm

Así la describe Craig en su libro. Las fuentas de Craig son:

De una entrevista con Tania Chernova (amante de Vasili). También “Anotaciones de un francotirador”, de V. Zaitzev y “La gran victoria de Stalingrado, de V. Yuriev; V.I.Z.,n.º 8, 1966: “La batalla por Stalingrado”, de Chuikov.

En medio de los preparativos de ambos Éjercitos para la lucha final, en la tierra de nadie llegaba a su ápice un siniestro combate personal. Los dos adversarios se conocían sólo por su reputación. El comandante Konings había llegado de Alemania para su duelo con Zaitzev.
Los rusos se enteraron por primera vez de la presencia de Konings cuando un prisionero reveló que el comandante estaba recorriendo las trincheras del frente, familiarizándose con el terreno. Tras oír la noticia, el coronel Nikolái Batiuk, el comandante de la 248.ª División, tuvo una reunión informativa con su grupo de francotiradores para comunicarles el peligro.



- Creo que el superfrancotirador que ha venido de Berlín será para vosotros un bocado fácil. ¿No es verdad, Zaitzev?
- Sí, camarada coronel – asintió Zaitzev-. Pero primero habrá que encontrarlo, estudiar sus movimientos y métodos y… esperar el momento oportuno para un tiro certero, sólo uno.

Zaitzev no tenía ni idea de por dónde operaba su antagonista. Había matado a muchos tiradores alemanes de primera, pero sólo tras haber observado durante días sus hábitos. En el caso de Konings, su camuflaje, pautas de tiro, artimañas, todo ello constituían piezas aún perdidas de un rompecabezas.
Por otra parte, el servicio secreto alemán había estudiado los opúsculos que describían las técnicas soviéticas de los francotiradores y la forma de actuar de Zaitzev había sido muy difundida por los propagandistas rusos. El comandante Konings debía de haberse enterado a fondo de esa información. Zaitzev; en cambio, no tenía la menor idea de cuándo actuaría el otro.
Durante varios días, los tiradores rusos buscaron entre las ruinas de Stalingrado con ayuda de sus gemelos de campaña. Fueron a ver a Zaitzev y le expusieron las estrategias más recientes y modernas, pero el ceñudo siberiano rechazó sus consejos. Debía aguardar hasta que Konings hiciese su primer movimiento.
Durante ese período no ocurrió nada fuera de lo corriente. Luego, en rápida sucesión, dos francotiradores soviéticos cayeron víctimas de sendos tiros de fusil. Para Zaitzev era evidente que el comandante Konings había señalado el comienzo de su duelo personal. Entonces, el ruso se dirigió a echar una ojeada a su rival.
Se arrastró hasta el límite de la tierra de nadie entre la colina Mámaiev y la fábrica Octubre Rojo y exploró el campo elegido para el combate. Estudió las trincheras enemigas a través de los prismáticos y vio que nada había cambiado: el terreno era el familiar, con trincheras y búnkers según los mismos moldes que ya había memorizado durante las pasadas semanas.
Durante toda la tarde, Zatizev y un amigo, Nikolai Kulikov, permanecieron a cubierto, dirigiendo los gemelos de un lado a otro, sin para, en busca de una pista. En medio del constante bombardeo diario, se olvidaban de la guerra y sólo perseguían a un hombre.
Cuando el solo empezó a ponerse, vio cómo se movía de un modo irregular un casco a lo largo de la trinchera alemana. Zaitzev pensó en disparar, pero su instinto le avisó que debía tratarse de una trampa, ya que Konings debería tener afuera un compañero para atraparle a él. Exasperado, Kulikov se preguntó:
- ¿Dónde puede estar escondido?

Pero Konings no ofreció el meno indicio de su propia posición. Al sobrevenir la oscuridad, los dos rusos retrocedieron hasta su propio búnker, donde charlaron un largo rato acerca de la estrategia del alemán.
Antes del alba, los francotiradores se dirigieron a sus propios hoyos en la linde de la tierra de nadie y estudiaron de nuevo el campo de batalla. Konings siguió silencioso. Maravillado por la paciencia del alemán, Zaitzev empezó a admirar la habilidad profesional de su adversario. Fascinado ante la intensidad de aquel drama, Kilikov habló con animación mientras el sol se elevaba hasta el cenit y empezaba a descender detrás de Mámaiev. En cuanto llegó de pronto otra noche, los combatientes regresaron a sus propias trincheras para poder dormir un poco.
Konings disparó contra él y le alcanzó en el hombre. Después de que los camilleros se llevaron a Danilov al hospital, Vasili Zaitzev se quedó agazapado.
Cuando examinó con sus prismáticos el campo de batalla, concentró su atención en el sector de enfrente. A la izquierda había un carro destruido; a la derecha, un nido de ametralladoras. Desdeñó el carro porque sabía que ningún francotirador con experiencia elegiría un objetivo tan expuesto. El nido de ametralladoras también se hallaba abandonado.
Zaitzev continuó moviendo los prismáticos. Los enfocó sobre una plancha de hierro y un montón de ladrillos que se encontraban entre el carro y el nido de ametralladoras. Siguió el movimiento de los gemelos y volvió luego a esa rara combinación. Durante minutos, Zaitzev se demoró sobre la plancha. Tratando de leer los pensamientos de Konings, decidió que el inocuo montón de ladrillos era un perfecto lugar para esconderse.
Para probar su teoría, Zaitzev colgó un guante del extremo de un trozo de madera y lo levantó despacio por encima del parapeto. Sonó un disparo de fusil y bajó a toda prisa el guante. La bala había hecho un agujero en la parte central del paño. Zaitzev estaba en lo cierto: Konings se encontraba bajo la chapa de hierro.
Su amigo Nikolái Kilikov estuvo de acuerdo:
- Allí está nuestra víbora – le susurró.

Los rusos retrocedieron a su trinchera para encontrar otra posición. Deseando colocar al tirador alemán enfrente de la mayor luz cegadora posible, siguieron la irregular línea de las trincheras hasta que encontraron un lugar en el cual tendrían a sus espaldas el sol de la tarde.
A la mañana siguiente se instalaron en su nueva guarida. A su izquierda, hacia el este, los transbordadores del Volga luchaban de nuevo contra el fuego de morteros enemigos. Al sudeste, la plancha de hierro bajo la que se ocultaba su adversario, Kulikov disparó un tiro a ciegas para despertar la curiosidad del alemán. Luego los rusos descansaron tranquilamente. Sabiendo que el sol podía hacer reflejos en sus miras telescópicas, esperaron con paciencia a que descendiera por detrás de ellos. A última hora de la tarde, rodeados ahora de sombra, Konings se hallaba en desventaja. Zaitzev enfocó su mira telescópica hacia el lugar donde se escondía el alemán.

De repente, brilló un alza telescópica en un extremo de la plancha, Zaitzev hizo una señal a Kulikov, el cual levantó despacio su casco por encima del parapeto. Konings desparó de nuevo y Kulikov cayó chillando de modo muy convincente. Sintiendo que había ganado, el alemán alzó la cabeza poco a poco para contemplar a su víctima. Vasili Zaitzev le alcanzó con un certero disparo entre los ojos. La cabeza de Konings cayó hacia atrás y el fusil se le deslizó de las manos. Hasta que el sol se puso, la mira telescópica brilló y centelleó. Al oscurecer, dejó de brillar.
GEORGE S. PATTON: Agárralo por la nariz, para darle una buena patada en el culo.
Imagen
http://www.1spanishcompany.co.uk/foros/
platoon
Miembro
Miembro
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 74
Registrado: Jue Jun 22, 2006 1:21 am

Notapor kalsbad » Jue Ago 31, 2006 7:24 pm

Escribo en este hilo por no abrir uno nuevo.

Me ha parecido curioso este artículo, que es una crítica de "Enemigo a las puertas" pero con la particularidad de que está escrita por un ruso (texto en inglés):

http://www.battlefield.ru/index.php?opt ... 08&lang=en


La película sobre CHikatilo de la que habla hacia el final es "Ciudadano X"

http://www.imdb.com/title/tt0112681/
kalsbad
Miembro
Miembro
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 198
Registrado: Vie Dic 09, 2005 8:32 am
Ubicación: En el oceano de la noche, a traves del mar de soles...

Notapor hawat » Jue Ago 31, 2006 8:32 pm

Pues me parece una crítica bastante acertada. Esta pelicula tiene mas "típicos tópicos" que una de Paco Martínez Soria...

Y también con la actuación. El único que lo hace bien es Ed Harris (Bob Hoskins tampoco está mal). Los personajes principales dan...

Por cierto. Premisa n1 para películas bélicas decentes. Por favor, no inserten una trama melodramática amorosa secundaria (o principal). No todo en esta vida necesita un melodrama, aunque Hollywood and co. se empeñen en lo contrario.
"Hubo un tiempo, no hace mucho, en el que le dimos a este mundo una guerra con la que jamás había soñado..."
Avatar de Usuario
hawat
Moderador Honorario
Moderador Honorario
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 670
Registrado: Sab Jul 16, 2005 8:49 pm
Ubicación: Saipán

Notapor Audie Murphy » Vie Sep 01, 2006 2:13 am

SINCERAMENTE UNA DE LAS PEORES PELICULAS QUE JAMAS HAYA VISTO EN UN CINE,

10.000 MILLONES DE PESETAS TIRADAS A LA BASURA POR UNA MALA HISTORIA Y PEOR DIRECCIÓN

por desgracia cogió de lleno a uno de mis actores favoritos, Ed Harris, que sólo por la mirada ya se merece un Oscar


el duelo de francotiradores es más falso que una portada del AS con Raúl ganando el Mundial de Fútbol para España, propaganda soviética que ya quedó demostrada en un hilo de este foro sobre francotiradores
Avatar de Usuario
Audie Murphy
Moderador
Moderador
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 2930
Registrado: Dom Oct 09, 2005 7:38 am

Notapor panchopg » Sab Sep 02, 2006 6:11 am

A pesar de que la pelicula no se atiene al rigor historico, me parecio entretenida, se puede apreciar las penurias que le tocaba enfrentar al soldado ruso comun

Los antecedentes historicos de Vasili ya han sido ampliamente comentados, Tania si no me equivoco, era rubia y pertenecia tambien al cuerpo de francotiradores al igual que luzmilla, la cual en la pelicula es eliminada por koening, en realidad sobrevivio a la guerra.
Valiente es aquel que no toma nota de su miedo. (G. Patton)
Imagen
panchopg
Miembro
Miembro
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 177
Registrado: Mar Dic 27, 2005 8:42 am
Ubicación: Talca - Chile

Notapor Wilhelm Mohnke » Mar Sep 05, 2006 6:44 pm

A mi juicio, una película lamentable.
Se salva la parte en la que cruzan el Volga y ya.
Salvar al soldado Ryan es "mejor", por cuanto no tiene esta historia (patética) de amor, pero no deja de ser una americanada, sobre todo el final.
De esta película, salvo el desembarco y el ataque a la estación de radar.
Nada mas.
Stalingrado es una de las mejores películas que se han podido hacer.
Winston Churchill:"Nada hay en el mundo mas estimulante que te disparen y no te acierten"
Avatar de Usuario
Wilhelm Mohnke
Miembro
Miembro
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 91
Registrado: Dom Sep 03, 2006 11:08 pm
Ubicación: Santander, España

Notapor Blom » Mar Sep 05, 2006 7:46 pm

Pues a mi personalmente me parecio una pelicula entretenida, para pasar el rato.. vamos del monton, con la diferencia de que al ser con ambientacion de guerra me llama mas la atencion que una de igual calidad pero de otra categoria distinta. Claramente no se acerca ni de lejos a peliculas como: "La Cruz de Hierro" o "Stalingrado".

En mi opinion es una pelicula que bueno, se puede ver.. una vez, mas seria perder el tiempo.
No se muere con dignidad, se vive con dignidad.
La galeria de Blom
Avatar de Usuario
Blom
Miembro
Miembro
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 218
Registrado: Lun May 08, 2006 4:38 am
Ubicación: Zaragoza.

Notapor Wilhelm Mohnke » Mar Sep 05, 2006 9:03 pm

Esta claro que es una película que se puede ver, pero es tremendamente comercial.
Y lo comercial no suele ser realista.
Y me temo que, al menos aquí, preferimos el realismo a a lo comercial.
Saludos
Wilhelm Mohnke
Winston Churchill:"Nada hay en el mundo mas estimulante que te disparen y no te acierten"
Avatar de Usuario
Wilhelm Mohnke
Miembro
Miembro
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 91
Registrado: Dom Sep 03, 2006 11:08 pm
Ubicación: Santander, España

Siguiente

Volver a Videoteca

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado