Anécdotas, curiosidades y mitos de la SGM

Trivialidades, curiosidades, concursos

Moderador: Francis Currey

Notapor V.Manstein » Sab Abr 15, 2006 9:49 pm

Algunos pequeños mitos sobre panzers muy propagados:

- El Tiger II es conocido ampliamente con el nombre de Tire real . Realmente esta denominación es incorrecta y apreció por primera vez en un informe de producción de enero del 45 aunque nunca fué aceptado por autoridad alemana alguna.

- El Jagdpanzer 38 es conocido comúnmente como Hetzer. Es incorrecto, ya que esa denominación corresponde al E-10 ( que se parecía al Jg 38).
Soldat im 20.Jahrhundert
ImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagen
Avatar de Usuario
V.Manstein
Moderador Honorario
Moderador Honorario
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 788
Registrado: Lun Jun 13, 2005 6:28 pm
Ubicación: Cantabria/Canarias

Notapor ignasi » Lun Abr 17, 2006 4:04 pm

El alimento que tenía mayor prioridad para el Ejército Rojo en sus suministros a Stalingrado era... el vodka (incluso antes que el té y la comida), debido a su poder para calentar el estómago y reducir los nervios, que era considerado vital.

Saludos,

Ignasi
ImagenImagenImagenImagenImagen
Avatar de Usuario
ignasi
Miembro distinguido
Miembro distinguido
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 1212
Registrado: Jue Jun 16, 2005 3:50 am
Ubicación: Barcelona, Catalunya

Notapor ignasi » Jue Abr 27, 2006 6:22 am

Entre los actos de propaganda del Ejército Rojo en torno a Stalingrado (aparte de los habituales panfletos y discursos) destacó uno sutilmente cruel para socavar la moral del VI Ejército: la instalación de grandes cocinas de campaña cerca de las trincheras, el olor de las cuales llegaba a los famélicos defensores de Stalingrado.

Saludos,

Ignasi
ImagenImagenImagenImagenImagen
Avatar de Usuario
ignasi
Miembro distinguido
Miembro distinguido
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 1212
Registrado: Jue Jun 16, 2005 3:50 am
Ubicación: Barcelona, Catalunya

Notapor beltzo » Jue Abr 27, 2006 9:48 pm

Durante 1944/45 la escasez de materias primas hizo que ni los campos de concentración pudiesen satisfacer las necesidades de vestimenta de las Waffen SS. Los soldados recién reclutados de las SS acabaron poniéndose uniformes capturados, sobre todo procedentes de Italia tras la caída de Mussolini. Los mas veteranos trataron de conservar el máximo tiempo posible sus primeras guerreras, gorras y botas, que eran de mejor calidad, a menudo hasta que se deshacían, literalmente, además existían al menos 3 unidades motorizadas, llamadas SS-Bekleidungs-Instandsetzungszüge 500, 501 y 502 cuya única misión consistía en viajar de una unidad a otra arreglando los uniformes.

Fuente: Historia secreta de las SS de Robin Lumsden
ImagenImagenImagenImagenImagenImagen

"Si mi teoría de la relatividad es exacta, los alemanes dirán que soy alemán y los franceses que soy ciudadano del mundo. Pero sino, los franceses dirán que soy alemán, y los alemanes que soy judío". Albert Einstein
Avatar de Usuario
beltzo
Moderador
Moderador
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 1341
Registrado: Jue Sep 29, 2005 8:49 am

Notapor Erich Hartmann » Mar May 02, 2006 6:04 am

De Stalingrado, de Antony Beevor:

Los hombres pasaban la larga y oscura noche pensando en casa y soñando con un permiso. Los Samizdat encontrados por los soldados rusos en los cadáveres de los alemanes muestran que en realidad eran tan cínicos como sentimentales. "La navidad -decía una orden de borma- no tendrá lugar este año por las siguientes razones: José ha sido llamado al ejército, María se ha incorporado a la cruz Roja, el niño Jesús ha sido enviado junto a otros niños al campo (para evitar los bombardeos), los tres Reyes Magos no han podido obtener visado, pues carecían de pruebas de origen ario; no habrá estrella a causa de un apagón; los pastores se han convertido en centinelas y los ángeles son operadores telefónicos [Blitzmädel] Sólo queda un asno, y no puede haber Navidad con sólo un asno"

Saludos cordiales
ImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagen
Avatar de Usuario
Erich Hartmann
Administrador
Administrador
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 3653
Registrado: Lun Jun 13, 2005 4:15 am
Ubicación: Deutsches Reich

Notapor Erich Hartmann » Mar May 02, 2006 6:10 am

De Stalingrado, de Antony Beevor:

Las autoridades militares se preocupaban de que los soldados enviados a casa con licencia pudieran desmoralizar a la población de Alemania con historias de horror del Ostfront. «Usted está bajo el fuero militar —decía el enérgico recordatorio— y está todavía sujeto a sanciones. No hable de armas, ni de tácticas o bajas. No hable de las radones malas o la injusticia. El servicio de inteligencia del enemigo está listo para explotar esto.»

Un soldado, o más probablemente un grupo de soldados, hizo su propia versión de las instrucciones, titulada «Notas para los que salen de permiso». Sus tentativas de ser graciosos revelan mucho acerca de los efectos embrutecedores del Ostfront: «Debe usted recordar que está entrando en un país nacionalsocialista cuyas condiciones de vida son muy diferentes a las que se ha acostumbrado. Debe ser diplomático con los habitantes, adaptándose a sus costumbres, y evitar los hábitos que tanto le han llegado a gustar. La comida: no destruya el parqué ni suelos de otro tipo, porque las patatas se guardan en un lugar muy diferente. El toque de queda: si usted se olvida de la llave, trate de abrir la puerta con un objeto de forma redonda. Sólo en casos de extrema urgencia use una granada. La defensa contra los partisanos: no es necesario pedirles a los civiles la contraseña ni abrir fuego al recibir una respuesta inexacta. La defensa contra los animales: los perros con minas atadas al cuerpo son un rasgo típico de la Unión Soviética. Los perros alemanes en el peor de los casos muerden, pero no explosionan. Dispararle a cada perro que usted vea, aunque es recomendable en la Unión Soviética, podría crear una mala impresión. Relaciones con la población civil: en Alemania el hecho de que alguien lleve ropa de mujer no significa que ella sea un partisano. Pero pese a esto, son peligrosas para todo el que esté de licencia del frente. Nota general: cuando esté de licencia en Alemania tenga cuidado de no hablar de la existencia paradisíaca en la Unión Soviética, no sea que todo el mundo quiera venir y malograr nuestra idílica comodidad»

Saludos cordiales
ImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagen
Avatar de Usuario
Erich Hartmann
Administrador
Administrador
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 3653
Registrado: Lun Jun 13, 2005 4:15 am
Ubicación: Deutsches Reich

Notapor beltzo » Mar May 02, 2006 10:47 pm

A finales de 1939 con ocasión de la repentina formación de las SS-Totenkopf-division y las Polizei-division, hubo que que generalizar el uso de las guerreras del ejército porque los uniformes grises de campaña al estilo de las SS no alcanzaban para todos. Debido a las diferencias entre los dos modelos y con el deseo de uniformar la vestimenta, durante el invierno de 1939/40 se dieron varias ordenes contradictorias, que establecían las prendas que debían usar los oficiales, suboficiales y tropa, así como cuando se debían abotonar o no el cuello y demás. En general, todos los interesados pasaron por alto estas ordenanzas lo que dio como resultado una curiosa mezcla de prendas utilizadas de manera simultánea, incluso en las unidades más reducidas.

Fuente: Historia secreta de las SS de Robin Lumsden
ImagenImagenImagenImagenImagenImagen

"Si mi teoría de la relatividad es exacta, los alemanes dirán que soy alemán y los franceses que soy ciudadano del mundo. Pero sino, los franceses dirán que soy alemán, y los alemanes que soy judío". Albert Einstein
Avatar de Usuario
beltzo
Moderador
Moderador
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 1341
Registrado: Jue Sep 29, 2005 8:49 am

Notapor Francis Currey » Jue May 04, 2006 2:29 am

Según la obra de Michel Borwicz: "La insurrección del ghetto de Varsovia"

Los alemanes llegaron a temer las incursiones nocturnas dentro del ghetto, por miedo a los continuos ataques del movimiento resistente judio, antes de que estallara la revuelta. Llegando a bautizar de forma popular entre ellos el ghetto con el sobrenombre de: México y Banditenstadt (ciudad de bandidos)
ImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagen
Avatar de Usuario
Francis Currey
Administrador
Administrador
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 2995
Registrado: Vie Jun 10, 2005 8:50 am
Ubicación: España

Notapor ignasi » Lun May 08, 2006 6:53 am

Imagen

El rey Jorge VI, en un oportuno gesto, ordenó el diseño y fabricación de una Espada de Honor para conmemorar la defensa de Stalingrado.
Fue elaborada por el orfebre Tom Beaster, de 83 años, de la compañía Wilkinson Sword, en acero pulido, la empuñadura de oro y con una funda ornada, adornada con el monograma real, el escudo del rey y estrellas rojas. Sobre la hoja se grabó la inscripción en inglés y ruso "Para los ciudadanos con corazón de acero de Stalingrado, un presente del rey Jorge VI como homenaje del pueblo británico".
La espada fue entregada por Churchill, a petición del rey, a Stalin durante la conferencia de Teherán el 29 de noviembre de 1943.

Imagen
Stalin tomó la espada de su cojín de terciopelo, la alzó, besó la funda y, con lágrimas en sus ojos (según manifestó Roosevelt) se la pasó solemnemente al mariscal Kliment Voroshilov, el inspector general del Ejército Rojo y defensor de Stalingrado... a quien le cayó de las manos.
Luego la espada fue escoltada fuera de la estancia por una guardia de honor formada por 22 oficiales soviéticos y 16 soldados británicos.

Saludos,

Ignasi
ImagenImagenImagenImagenImagen
Avatar de Usuario
ignasi
Miembro distinguido
Miembro distinguido
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 1212
Registrado: Jue Jun 16, 2005 3:50 am
Ubicación: Barcelona, Catalunya

Notapor ignasi » Dom May 21, 2006 4:24 am

El doctor Ottmar Kohler, al volver de permiso en Alemania durante las Navidades de 1942 a su puesto en el perímetro norte del Kessel, observó que muchos enfermos del hospital caían en sus camastros muriendo sin la menor lucha. Convencido de que conocía la causa subyacente de sus muertes, recurrió a una autopsia para comprobar sus suposiciones.
Se reunió con otros médicos alrededor de una mesa de operaciones sobre la cual yacía desnudo el cuerpo de un teniente de 30 años de edad. No había ninguna señal de dolencia en el escuálido cadáver, pero estaba tan helado que los ayudantes tuvieron que traer potentes luces y calentadores portátiles para ablandarlo lo suficiente para permitir el examen. Finalmente, el patólogo movió el cadáver y con rapidos golpes hizo una incisión en Y modificada, cortando cada clavícul hacia adentro hasta el esternón y luego de forma recta por el tórax hasta el pubis.
Con un par de tijeras de cirugía, el patólogo procedió a abrir el costillar. El sordo chasquido de varios huesos y cartílagos se vio acompañado de este seco comentario:
- En la cavidad torácica hay una completa ausencia de grasa subcutánea.
Cuando extirpó el corazón y lo extrajo para que todos lo viesen, un murmullo de sorpresa se esparció a través de la habitaión: el órgano se había reducido al tamaño del puño de un niño.
La autopsia continuó y la voz del patólogo sonó monótona:
- Competa ausencia de grasa subcutánea en el duodeno; pequeña cantidad de fluido en la cavidad peritoneal y completa ausencia de grasa subcutanea.
Para Kohler era ya obvio el veredicto. Oyó atentamente cómo el disector se enderezaba al fin y anunciaba su diagnóstico:
- No encuentro ningún motivo válido para que este hombre haya muerto.
Asombrado, Kohler gritó:
- ¿Es que entre nosotros no podemos llegar a una conclusión? El corazón de este hombre se ha reducido al tamaño del de un niño. No tiene la menor cantidad de grasa. ¡Ha muerto de hambre!
Su observación fu acogida con un silencio de muerte y Kohler se percató de que no había nadie que le apoyase contra el Cuartel General del VI Ejército, que había prohibido toda mención de la inanición como un factor que contribuía a las bajas.

Saludos,

Ignasi

Fuente: "La batalla de Stalingrado" - William Craig
ImagenImagenImagenImagenImagen
Avatar de Usuario
ignasi
Miembro distinguido
Miembro distinguido
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 1212
Registrado: Jue Jun 16, 2005 3:50 am
Ubicación: Barcelona, Catalunya

Notapor beltzo » Jue Jun 01, 2006 12:02 am

Sir Winston Churchill tenía la costumbre de telefonear a los generales en víspera de batalla. Una noche telefoneó inesperadamente al cuartel general de Montgomery, en el norte de África, que estaba en plena fiebre de preparativos para la batalla de Alamein, de la que el mismo Montgomery había dicho: «Como ésta es la última batalla que va a librar el imperio británico, no tenemos más remedio que ganarla». Cogió el teléfono alguien y preguntó quién era. «Aquí, el primer ministro», dijo Churchill, «¿cómo le parece que van a ir las operaciones?». «Yo creo que todo va a salir a pedir de boca», replicó la voz. «Dígame», insistió Churchill, «¿qué piensa usted del movimiento envolvente que al parecer quieren intentar los alemanes?». «Les daremos para el pelo, ya verá usted».«¿Y de aprovisonamiento?». «Todo está perfectamente controlado, no hay ninguna razón de inquietud». Churchill para entonces ya estaba algo mosca. No le parecía normal que todo fuese tan a pedir de boca en una operación de tremenda complejidad como la que se avecinaba en cosa de pocas horas. «A propósito», dijo al cabo de un breve silencio, «¿quién es usted?» «Soy el cabo Peter Jones, de la M.O.5». Churchill, desconcertado, colgó el teléfono.

Fuente: http://www.todohistoria.com/hechos/batallalamein.htm
ImagenImagenImagenImagenImagenImagen

"Si mi teoría de la relatividad es exacta, los alemanes dirán que soy alemán y los franceses que soy ciudadano del mundo. Pero sino, los franceses dirán que soy alemán, y los alemanes que soy judío". Albert Einstein
Avatar de Usuario
beltzo
Moderador
Moderador
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 1341
Registrado: Jue Sep 29, 2005 8:49 am

Notapor ignasi » Vie Jun 02, 2006 10:10 pm

Si bien Rommel tuvo que sufrir al ejército italiano, lo cierto es que disculpaba al soldado italiano, de quien dijo que estaba pobremente equipado y pobremente dirigido por una clase de oficiale que no siempre consideraba necesario hacer acto de presencia en la batalla y que continuaba disfrutando de comidas de varios platos mientras que los soldados no tenían siquiera cocinas de campaña. Rommel podría muy bien haber añadido que el estilo de vida de que disfrutaban los oficiales italianos incluía muchos otros lujos, incluyendo prostíbulos ambulantes.

Por su lado, la falta de profesionalidad del ejército británico quedaba ilustrada por la desaprobación de las discusiones acerca de la profesión militar en el comedor de oficiales, donde los temas que se consideraban más apropiados eran los que permitían cierta ostentación, los desfiles del cumpleaños real y otros actos ceremoniales. No obstante, una lección que aprendieron todos los oficiales británicos fue que Gran Bretaña no disponía de un suministro inagotable de soldados: la salud y el bienestar de los hombres les fueron confiados a ellos como una solemne responsabilidad.


Ignasi

Fuente: "El Alamein" - Jon Latimer
ImagenImagenImagenImagenImagen
Avatar de Usuario
ignasi
Miembro distinguido
Miembro distinguido
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 1212
Registrado: Jue Jun 16, 2005 3:50 am
Ubicación: Barcelona, Catalunya

Notapor Calígula » Sab Jun 03, 2006 12:11 pm

El oro Sovietico

Aunque toda la reserva de oro del Reino Unido fue felizmente transportada al Canada, un envio hecho por la URSS a Gran Bretaña, casi dos años mas tarde, tuvo peor suerte. En Abril de 1942, partio del puerto de Murmansk un gran convoy britanico, formado por mercantes, destructores de escolta y el crucero pesado Edinburgh. Pero este navio era el unico que no regresaba vacio al Reino Unido, ya que era portador de un total de 465 lingotes de oro, con un peso cado uno que oscilaba entre los 11 y 13Kg. Si el camino de ida ya habia sido el infierno por la presencia alemana en Noruega, el regreso seria el Apocalipsis con los alemanes al acecho. El 30 de Abril, 2 torpedos de un submarino alcanzaron el Edinburgh, uno a babor y el otro en la popa. A pesar de la importancia de semejantes impactos, el crucero conseguia mantener su frotabilidad con su velocidad bastante reducida. Pero la angustia aun no habia terminado, minutos mas tarde los destructores Z24 y Z25 hicieron aparicion para rematar el marchitado buque. La escolta del Edinburgh lo defendio a la desesperada, llegando a poner fuga a los dos destructores. Con el limite de velocidad muy limitado por los daños, y para evitar que el oro cayera en manos alemanas, el navio fue torpedeado por los ingleses hasta su hundimiento, tras previo salvamento de la tripulacion. Este caso del oro sovietico era distinto al ingles al ir asegurado por una firma de la URSS y el propio Gobierno de Londres, a partes iguales. El Edinburh acabo siendo declarado “Sepulcro militar ingles” y todo el asunto tuvo que ser archivado. Casi 40 años después, la empresa Ingosstrakh (Una sociedad anonima rusa de seguros) firmo un convenio para rescatar los lingotes que seguia guardando la tumba de acero, aunque este se hallaba a 260ms de profundidad. Aparte de este obstáculo, quizas lo mas peligroso era que el preciado metal se hallaba depositado en los pañoles d epolvora de la AA mas importante, justo pegado a las granadas de 101.6mm. se acordo conceder el 45% del valor actual del oro a la firma “Jossop Marine Recoveries”, especializada en trabajos en aguas muy profundas, siendo el 55% restante dividido a partes desiguales entre la URSS: 2/3 y Gran Bretaña: 1/3. A mediados de Mayo de 1981 era detectado el casco del edinburgh, inclinado 90º, y ya el 16 de Septiembre de ese mismo año el buzo australiano John Rosier hallaba el primer lingote. Caundo se dio por finalizada la delicada operación, se arrojo una corona de flores al mar como recuerdo a los marinos de la Royal Navy que ofrecieron su vida en la defensa del oro enviado por la URSS, que a bordo del barco Stephaniturm volvio intacto a su punto de partida: Murmansk. Se cerraba asi el ultimo capitulo del oro que debio ser britanico, en la primavera de 1942, de haber llegado a su destino previsto,

Fuente: Hazañas y secretos de la II Guerra mundial. Tomo I. J. M. Romaña
ImagenImagenImagenImagen
Heinrich Heine Allí donde se queman los libros, se terminaran quemando personas
Avatar de Usuario
Calígula
Miembro distinguido
Miembro distinguido
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 674
Registrado: Jue Jul 14, 2005 11:25 pm
Ubicación: No se dice este país, sino ESPAÑA

Notapor ignasi » Vie Jun 09, 2006 5:01 am

En la Copa del Mundo de Futbol Italia 1934, Mussolini se planteó el triunfo como una cuestión de vida o muerte... hecho que comprobaron personalmente los jugadores italianes durante la cena previa a la final contra Checoslovaquia, cuando el líder italiano terminó su arenga con un "Buena suerte para mañana y no se olviden de mi promesa"... acercándose la mano al cuello y simulando un corte seco en la yugular.
Ganó Italia 2-1... y el 3er y 4º puesto lo disputaron Alemania y Austria.

Imagen
Poster oficial del Mundial

Imagen
El equipo de Italia

Imagen
La camiseta oficial de Italia 1934, con el escudo real de los Saboya y el Fascio

Saludos,

Ignasi
ImagenImagenImagenImagenImagen
Avatar de Usuario
ignasi
Miembro distinguido
Miembro distinguido
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 1212
Registrado: Jue Jun 16, 2005 3:50 am
Ubicación: Barcelona, Catalunya

Notapor Calígula » Sab Jun 10, 2006 12:22 pm

De entre los muchos hechos mas inverosímiles que se produjeron en la SGM, un par se pueden encontrar en este enlace, pese lo que le paso a la pajara esa, tampoco tienen desperdicio. Se recomienda no intentarlo en vuestras casas.
http://www.parachutehistory.com/other/bonusday.html

Nota: 1ft=0.3048m
ImagenImagenImagenImagen
Heinrich Heine Allí donde se queman los libros, se terminaran quemando personas
Avatar de Usuario
Calígula
Miembro distinguido
Miembro distinguido
 
Años como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembroAños como miembro
 
Mensajes: 674
Registrado: Jue Jul 14, 2005 11:25 pm
Ubicación: No se dice este país, sino ESPAÑA

AnteriorSiguiente

  • Temas similares
    Respuestas
    Vistas
    Autor

Volver a Miscelánea

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado

Butscheck Antiques